Instrumento es inédito en el país y se enfoca en la evaluación cognitiva

Desarrollan test para monitorear efectos de plaguicidas en trabajadores agrícolas

Solo en la Región del Maule, anualmente se venden más de 10 millones 310 mil kilogramos por litro de plaguicidas organofosforados, la mayoría de ellos son compuestos que se encuentran prohibidos o restringidos en Estados Unidos y Europa.

02 Mayo   587   Crónica   Karin Lillo
Desarrollan test para monitorear efectos de plaguicidas en trabajadores agrícolas

TALCA.- Los plaguicidas organofosforados son neurotóxicos y representan una amenaza para la salud de los trabajadores agrícolas de no tomarse las medidas de seguridad necesarias.


Más allá de la intoxicación aguda, en el país no se verifican las consecuencias que producen a nivel intelectual en este tipo de población cuando se exponen de manera crónica. No obstante, gracias al trabajo de un grupo de académicos de la Facultad de Ciencias de la Salud de la Universidad Católica del Maule (UCM), ahora se podrá contar con un instrumento para abordar esta situación, el cual ha sido validado en población de trabajadores agrícolas permanentemente expuestos a plaguicidas.


Boris Lucero, doctor en Psicología, es director del Centro de Investigación en Neuropsicología y Neurociencias Cognitivas explicó que el estudio realizado está enmarcado en un fondo que entrega la Superintendencia de Seguridad Social (Suseso) a través de las mutualidades. “Este trabajo lo hicimos con la Mutual de Seguridad acá en la Región del Maule y está dirigido a poder desarrollar un instrumento de evaluación en los efectos neuropsicológicos en la exposición a plaguicidas”, indicó el profesional.
Añadió que en esta zona la actividad agrícola es muy importante por el gran porcentaje de ruralidad. “Las empresas grandes agrícolas tienen la posibilidad de recibir vigilancia y ser fiscalizadas por la autoridad sanitaria. Pero tenemos muchos pequeños agricultores que no tienen ese beneficio. Un elemento importante a considerar es que hay protocolo de vigilancia de Salud Ocupacional para la aplicación de plaguicidas, pero podríamos decir que sólo se adscribe a las grandes empresas”, indicó Lucero.
Por otro lado, las mutualidades son las encargadas de realizar el único examen que está relacionado con una toma de sangre a los trabajadores agrícolas y con eso lo que quieren ver es el nivel de acetilcolinesterasa que tienen en el organismo. “Esta es la única medida para llegar a identificar el efecto de los plaguicidas en los trabajadores”, enfatizó el psicólogo.

 

TEST
El equipo de la UCM presenta por su lado el primer instrumento breve de Chile que monitorea efectos cognitivos de trabajadores agrícolas expuestos a plaguicidas. De sencilla y rápida aplicación, esta prueba puede levantar indicios de deterioro a nivel de velocidad de procesamiento y funciones ejecutivas.
“Es una batería de tests compuesta por instrumentos breves de medición del funcionamiento cognitivo, que tienen como características fundamentales que están a libre disposición, son sencillos e implican poco tiempo de aplicación y corrección”, sostuvo el académico.
A través de tres pruebas no verbales en las que el trabajador realiza una serie de tareas conductuales y de lápiz y papel; los investigadores lograron determinar que son efectivos para medir dos áreas: “velocidad de procesamiento, que tiene que ver con la respuesta motora y tiempo de reacción; y función ejecutiva que involucra atención, memoria, toma de decisiones, resolución de problemas, flexibilidad cognitiva, es decir, un conjunto de funciones que, según la literatura, se ven afectadas por los plaguicidas”, indicó Lucero.


El test puede aplicarse para monitorear o levantar indicios de deterioro cognitivo en los trabajadores, es decir, es un primer paso como lo advierte Boris Lucero. “No es una prueba diagnóstica, pero si alguien en el test tiene una disminución de su rendimiento, lo que debería suceder es que se derive a un especialista para que le haga un examen más profundo y determine si hay un problema declarado de salud”, dijo.
Esta prueba validada es el resultado de casi dos años de estudio, en lo que se contó con la participación de más de 600 trabajadores de la Región del Maule, Ñuble, Metropolitana y de Valparaíso, siendo parte de un proyecto de investigación e innovación Suceso-Mutual.

LOS MAS VISTO