Maule es la cuarta región con mayor población en dicha condición

Hogar de Cristo propone intervención continua para menores en situación de calle

Los 49 niños que en territorio maulino viven sin un adulto responsable son motivo de preocupación para la organización social. Según su experiencia, entre más tiempo la persona esté en la calle es más difícil reconstruir su red.

09 Mayo   461   Crónica   Marlyn Silva
Hogar de Cristo propone intervención continua para menores en situación de calle

De acuerdo con los datos de la “Encuesta conteo de niños, niñas y adolescentes en situación de calle 2018”, ejecutada por el Ministerio de Desarrollo Social y Familia en el país existen 547 niños en situación de calle. De estos, 49 viven en cuatro comunas de la Región del Maule, es decir, el 9% del total nacional.


Después de la Región Metropolitana (142), Los Lagos (78) y Valparaíso (69) el Maule es la región con mayor número de menores viviendo en la calle. Si bien el territorio maulino está al ras del medio centenar, “es un número súper considerable considerando la precariedad en la que están”, dijo el jefe de operación social Talca del Hogar de Cristo, Nicanor Huentemilla.


Los programas que deben implementarse, sugirió, deben comenzar por el ofrecimiento de servicios elementales y, a partir de eso, idear intervenciones a largo plazo para poder obtener un resultado satisfactorio y perdurable.


“Cuando estamos hablando de niños que llevan mucho tiempo en la calle, claramente, la intervención tiene que ser mucho más larga, tiene que ser intersectorial, incluso, partiendo desde nuestro punto de vista, se debería comenzar con cosas higiénicas. Por ejemplo, que los niños puedan acceder a asearse, que puedan tener un lugar donde poder lavar su ropa, es decir, partir con cosas elementales, y después, desde la confianza, comenzar a tener planes de intervención más a largo plazo, desde el punto de vista de generación de vínculos con la familia y el consumo problemático de alcohol y drogas”, fundamentó el directivo del Hogar de Cristo.


A juicio de Huentemilla, para poder apuntar a resultados perdurables es imperante el establecimiento de vínculos con los niños, “al sentirse acogidos ellos, abren también su confianza y así se puede ser muy exitoso en lo que se quiere compartir”, explicó.


Según la trayectoria del Hogar de Cristo, la premura con la que atiendan dichos casos también influye también en el éxito de las intervenciones. “Por la experiencia que tenemos nosotros, entre más tiempo la persona esté en la calle es más difícil reconstruir su red”, alertó el vocero de la organización.


Hoy, se espera que desde la Secretaría Regional Ministerio de Desarrollo Social sean desglosadas las estadísticas en términos locales.


“Espero que sea una preocupación efectiva (del Estado) y poder nosotros sumarnos al llamado. Pero, efectivamente que sea un plan exitoso de intervención, que no tiene que ser a corto plazo. Tiene que ser un poco más largo, porque hay que abordar el problema en su conjunto (la escolaridad, el consumo de drogas y alcohol, el tema higiénico, de salud, de identificación)”, subrayó.


Para comenzar, como propuesta Huentemilla considera oportuno la instalación de un Centro de Día, como el recientemente abierto en Talca para adultos en situación de calle, estructura que podría estar ubicada cerca del terminal de buses, que es donde suele pernoctar el mayor número de menores.

LOS MAS VISTO