Preocupación por una posible crisis hídrica para el futuro

Especialistas de la Universidad de Talca prevén un nuevo año de sequía en el Maule

Desde 2007 en adelante se arrastra un déficit en la cantidad milímetros de lluvia caída en la región, situación que se repetiría nuevamente en 2019.

02 Marzo   7840   Economía   Diario El Centro
Especialistas de la Universidad de Talca prevén un nuevo año de sequía en el Maule

TALCA.- Las altas temperaturas que se registraron en la región del Maule durante el verano han generado efectos negativos que se sentirán durante el año en la zona, lo que mantiene preocupados a especialistas de la Universidad de Talca.


Es el caso del agroclimatólgo del Centro de Investigación y Transferencia en Riego y Agroclimatología (Citra) Patricio González, quien anticipó un nuevo año de déficit de lluvias en la región.


El especialista explicó que la situación es compleja, ya que, a la sequía casi regular durante el año, se suman veranos cada vez más calurosos, con “olas de calor” que llegan hasta los 39 grados, y un desbalance hídrico que ha ido en aumento.


“Esto significa que hay más evaporación del agua de lo normal: se están evaporando 90 centímetros cúbicos por hectárea al día, cuando normalmente eran 60, y eso obviamente contribuye a secar todo lo que pueda contener humedad en el suelo durante el verano, lo que trae problemas para los agricultores”, explicó.

 

PLAZO LÍMITE AL 2025
Patricio González si bien advirtió que “no estamos en una crisis hídrica”, fue igualmente enfático en señalar que ”a futuro estaremos ad portas de ello, porque la población ha ido creciendo, lo que implica más necesidades de agua”.


“Además, se han instalado más industrias que utilizan el agua, por lo cual, estamos en un punto de quiebre que hay que solucionar en la región, porque no podemos llegar a una crisis hídrica que podría ocurrir de aquí al 2025”, afirmó.


Según el especialista, las lluvias llegarían a la región durante la segunda quincena de mayo, lo que representa un importante atraso respecto a años anteriores, cuando la temporada comenzaba durante abril. Además, se pronostica un promedio de entre 400 y 500 milímetros de lluvia para la región, con lo que continuaría el déficit hídrico.

 

MAPEO GEOLÓGICO
En cuanto a las medidas que se deben tomar para evitar una crisis hídrica en el futuro, Patricio González señaló que “hay que hacer un mapeo geológico de las aguas subterráneas, para saber dónde están los grandes manantiales y comenzar a explotarlas de manera racional y sustentable”.
“Siempre he pensado en una reingeniería en el sentido de encausar el agua que desemboca en el rio Maule en el mar, a la altura de puente


Banco de Arenas, donde el agua aun es dulce. Esto sería, entubar el agua y hacer una carretera hídrica que lleve el elemento desde Constitución, pasando por el secano, hasta el valle central”, afirmó.
Otro aspecto preocupante asociado a la sequía es el mayor riesgo de incendios forestales, aunque la temporada actual está terminando con un daño inferior a otros años, en gran medida, debido a que las instituciones públicas y privadas contaron con más recursos que les permitieron reaccionar a tiempo y evitar tragedias.

LOS MAS VISTO