Aporte literario

Es de esperar que este encanto por las letras no se detenga y la comuna, no sólo en época de aniversario, siga potenciando la edición de libros.

27 Mayo 2017   12   Editorial   Gustavo Alvarado

Lo sucedido estos días en Linares con el lanzamiento de tres libros con identidad local es un tema que no puede pasar desapercibido y que es necesario valorar.

El trabajo de los escritores Dora Ulloa, Moisés Castillo y Manuel Quevedo representa un fuerte impulso al desarrollo de las letras y refleja que la comuna está avanzando en diversas áreas.

Estos trabajos además de incentivar la lectura  buscan potenciar la identidad local a través de escritos con arraigo en la Villa de San Ambrosio. Fue la docente Dora Ulloa quien dio a conocer su tercer libro “Jesús del Mar”,  vinculado con la temática de bullying,  que se cuadra con el lema “Cero Violencia” en los establecimientos educacionales,  que es el sello que desde el Departamento Comunal de Educación se ha establecido para el año 2017.

El segundo trabajo se llama “En la memoria del tiempo, leyendas y misterio de la provincia de Linares”, de Moisés Castillo y el tercero corresponde a las “Crónicas de Linares” que habla de historias, hechos y personajes de la ciudad a través de la pluma de Manuel Quevedo. Estas últimas son una especie de compilado de noticias de la zona e hitos sabrosos de la historia local.

Dora Ulloa señaló que su trabajo interroga sobre varios aspectos de la violencia escolar. “El libro no solamente presenta en forma descarnada el bullying, sino que presenta respuestas de cómo puede uno y cada uno de nosotros evitar que sigan ocurriendo estas cosas tan terrible que afectan a tantos niños, a tanta familia y a los profesores también”, comentó. 

En tanto  Moisés Castillo señaló que “quiero agradecer la apertura hacia lo nuestro, rescatar nuestras tradiciones, nuestros valores y valorar a nuestros escritores, donde tenemos que volver a lo nuestro, tener raíces propias”. Además agradeció al edil local Mario Meza por este tipo de instancias.

Por último, Manuel Quevedo sostuvo “la verdad es que he presentado el libro en varios colegios, estoy muy contento de haber hecho una recopilación de algunas crónicas de nuestra ciudad que son tan interesantes. Hay cosas que han ocurrido en nuestra historia y son precisos rescatar y en eso me ocupo yo de ir al diario y respaldar los antecedentes tal como ocurrió”.

Es de esperar que este encanto por las letras no se detenga y la comuna, no sólo en época de aniversario, siga potenciando la edición de libros.

La gran deuda es la “Historia de Linares”, proyecto que ha tenido un atraso bastante evidente, pero que según el concejal Michael Concha podría ver la luz durante el último trimestre de este año. La principal ciudad del  Maule sur no tiene un libro sobre sus principales hitos y se espera con ansias la labor que ha encabezado en tal sentido la Universidad de Talca en coordinación con la Municipalidad de Linares.