Aporte para el fútbol amateur

Se plantea entregar el 15% de los resultados económicos que se obtengan por la administración de la selección chilena al fútbol amateur.

16 Octubre 2017   4   Editorial   Gustavo Alvarado

Todos sabemos el enorme esfuerzo que realizan semana a semana los clubes del fútbol amateur, rural y de las ligas independientes  para desarrollar sus actividades. Se trata de vencer obstáculos económicos y deportivos. Sin embargo, el entusiasmo de sus dirigentes y cultores permiten que la actividad avance y sea una de las principales fuentes deportivas del país y semillero de futuros crack.

Por ello, ha causado beneplácito una indicación que modifica el proyecto de ley que regula las sociedades anónimas deportivas profesionales, en materia de fiscalización, conflictos de interés y de fomento de participación de los hinchas en la propiedad de las mismas.

Se plantea entregar el 15% de los resultados económicos que se obtengan por la administración de la selección chilena al fútbol amateur.

Para Justo Álvarez, presidente de la Asociación Nacional de Fútbol Amateur, la iniciativa es destacable. Eso sí, subrayó que se deber realizar una eficiente regulación.

El presidente de la Comisión de Deportes de la Cámara de Diputados, Marcelo Schilling, apuntó que “la comisión lo que está conociendo es una moción parlamentaria que busca perfeccionar la ley que regula las sociedades anónimas deportivas y, dentro de ella, está establecido el artículo que crea fondos para el desarrollo del deporte. A propósito de este debate es que la mayoría de los integrantes de la comisión han estimado prudente equilibrar el destino de los recursos que se generan por la selección nacional de fútbol, haciendo que participen de ello no solo los clubes del fútbol profesional, sino que los clubes del fútbol amateur”.

El parlamentario sostuvo que “la indicación grava con un 15% los ingresos operacionales del fútbol profesional de la selección en beneficio del fútbol amateur. Ojalá orientado, eso lo precisaremos en el debate, hacia la formación del fútbol infantil, juvenil y femenino” concluyó.

En sus antecedentes, el proyecto de ley señala que se busca modernizar el actual modelo, agotado y fracasado, de regulación a las sociedades anónimas deportivas, estableciendo mayores facultades de fiscalización a todos los clubes por parte de la Superintendencia de Valores y Seguros, limitando los conflictos de interés y entregando la posibilidad a los clubes deportivos de capitalizar e inyectar nuevos recursos a los clubes a través del ingreso de los hinchas a la propiedad de las sociedades y su respectiva administración real.

Ojalá esta propuesta pueda prosperar de manera de lograr una fuente de financiamiento a una actividad que permite que centenares de miles de chilenos puedan practicar cada fin de semana su deporte favorito, que promueve no solo un buen estado físico y de salud, sino que también la amistad y la sana competencia.