Evitar la asfixia por inmersión

Es preciso incentivar las medidas de cuidado y autocuidado, no sólo en los adultos, sino que especialmente en los niños.

05 Enero 2017   8   Editorial   Gustavo Alvarado

El fin de semana pasado cuatro personas fallecieron ahogadas en la región. Cifra no menor, considerando que recién se inicia la temporada veraniega. Niños y adultos se ven expuestos a sufrir algún accidente en ríos, embalses o playas por lo tanto es preciso incentivar las medidas de cuidado y autocuidado, para evitar que sigan ocurriendo muertes por esta causa.

En  nuestro país, la asfixia por inmersión es una de las principales causas de muerte en niños de un año de edad y la cuarta a nivel mundial. A esto se suma el gran número de pequeños que cae al agua y queda con secuelas neurológicas que pueden resultar invalidantes.

Es preciso incentivar las medidas de cuidado y autocuidado, no sólo en los adultos, sino que especialmente en los niños. La asfixia es el accidente más común en piscinas, especialmente en menores de edad, el cual puede resultar fatal o con graves secuelas neurológicas, dependiendo del tiempo que tarde una persona accidentada en recibir ayuda.

De acuerdo a la opinión de médicos expertos, la falta de oxígeno daña los órganos, siendo el cerebro el más sensible a sufrir secuelas permanentes. Incluso, puede llevar al corazón a un paro. Por eso es vital la atención inmediata, entregando al accidentado desde el primer minuto reanimación cardiopulmonar (RCP).

Por tanto, es importante que las medidas de cuidado para evitar este tipo de accidentes deben estar a la par de más talleres de primeros auxilios en los colegios, en los centros deportivos, al personal de las piscinas públicas, a quienes cumplen el rol de salvavidas, a Carabineros, a todos quienes trabajen en organizaciones públicas que tengan relación directa con las personas. 

Pese a ser un país con una extensa costa, con varios centros recreativos con piscinas públicas, con casas donde es habitual ver instalada una alberca (por muy pequeña que sea) no hay una política en este sentido. Se debe impulsar acciones para que en el caso que una persona quiera construir una piscina en su hogar, debería pensar en hacer de manera paralela el taller de primeros auxilios, con el fin de estar preparado para cualquier eventualidad.

Es necesario estar atentos cuando los niños se bañan en el mar o en la piscina de la casa, para evitar los accidentes. Pero también, en el evento que ocurran, se tiene que estar preparado para actuar. Cada segundo puede salvar una vida, por tanto hay que reaccionar  con rapidez.

Como una manera de suplir esta necesidad, el Hospital de Cauquenes a través de sus médicos EDF realizará una serie de talleres durante el año 2017 en organizaciones sociales y otras entidades públicas, como es el caso de Carabineros, con la intención de que se puedan entregar conocimientos de primeros auxilios, ante la eventual posibilidad de enfrentarse a una situación de riesgo.

Este tipo de iniciativas deberías replicarse, porque sin duda permitirían tener una comunidad más informada y más preparada para actuar ante una situación de riesgo, pero además también estará más alerta para poder evitar a que ocurra.