Más inclusión y más empatía en el Maule

La inclusión no pueden ser buenas palabras o intensiones. Hay que aplicarla en toda la extensión de la palabra.

16 Agosto   139   Editorial   Gustavo Alvarado

Más inclusión y más empatía es lo que deja el caso de Nibaldo Riquelme Barros, un joven Síndrome de Down que fue castigado a no ejercer sus labores de “aguatero”, por parte de un club del fútbol amateur de Longaví, por el solo hecho de no estar inscrito a pesar que llevaba más de 20 años ejerciendo cada fin de semana esta función en apoyo de su club “San Francisco”.


Para zanjar el tema debió intervenir su familia. Un grupo de personas que durante toda su vida ha trabajado para que “Niba” sea uno más. LO sucedido originó en un amante del fútbol y de la cueca un evidente retroceso y un daño psicológico importante. Para algunos estamentos un caso de discriminación para otros una situación “fortuita”.


Lo relevante, tras el paso de los días, es que el tesorero de la Asociación de Fútbol Longaví, César Quezada pidió las disculpas públicas y anunció que Nibaldo Riquelme Barros podrá cumplir sin ningún tipo de problemas su labor de asistente, lo que sucedió el jueves pasado en un duelo entre “La Tercera” y “San Francisco”.
El dirigente longaviano aclaró que jamás esa asociación discriminó a “Niba” y que ellos están por la inclusión. “Quiero dejar en claro que jamás pasó por nuestra mente discriminarlo. Nosotros somos personas inclusivas. Fue una situación que lamentamos. Le hemos pedido disculpas a él y su familia”.
Viviana Riquelme, vocera de la familia dijo que lo sucedido con su hermano debe ser una lección de vida. “Por muchos años hemos fomentado la integración de Nibaldo. Mi hermano es uno más y eso ha sido siempre. Por eso nos dolió lo sucedido con él. Aceptamos las disculpas y esperamos que el Club ‘Luis Zúñiga’ que hizo el reclamo siga el ejemplo. La inclusión debe ser permanente, constante y siempre. Nunca más discriminación”, detalló.


La comunidad se sensibilizó en torno al caso y los dirigentes de Deportes Linares, Marco Álvarez y Gabriel Tiznado le hicieron entrega a Nibaldo de la camiseta albirroja. “El fútbol es inclusión. Por eso le hemos entregado la albirroja y dejado cordialmente invitado a todos nuestros duelos de local en forma gratuita. Linares lo recibe con los brazos abiertos”, indicó el timonel del “Depo”. Nibaldo agradeció el cariño de la comunidad y las distintas muestras de apoyo. “Estoy feliz y agradezco el apoyo”, dijo a los medios de comunicación.


El dirigente Pedro Arriagada insistió en que tenemos que ampliar la mirada. “Porque a pesar de la Teletón y todas las acciones que día a día emprendemos nos siguen mirando y tratando en forma rara. Somos personas integras y con gran espíritu de servicio. ‘Niba’ es un ejemplo de eso”, apuntó el docente.
La inclusión no pueden ser buenas palabras o intensiones. Hay que aplicarla en toda la extensión de la palabra. Hoy no hay espacio para discriminar a nadie independiente de su condición o pensamiento.