Ministerio de Ciencia es una realidad

Tecnología, ciencia, innovación y sustentabilidad son las claves de esta nueva repartición pública

01 Junio 2018   12   Editorial   Gustavo Alvarado

Como un paso trascendental para nuestro país fue considerada la aprobación por parte del Congreso Nacional del proyecto que crea el Ministerio de Ciencia, Tecnología, Conocimiento e Innovación.
La nueva cartera estará encargada de asesorar y colaborar con el Presidente de la República en el diseño, formulación, coordinación, implementación y evaluación de políticas, planes y programas destinados a fortalecer la ciencia y tecnología.
Se trata de una iniciativa que pondrá a Chile en un nuevo escenario donde habrá un ministro dedicado a desarrollar proyectos y a generar sinergias en esfuerzos que se hacen hoy de forma descoordinada.
Nuestro país invierte el 0,38% del PID en materia científica, lo que es a todas luces insuficiente, especialmente si consideramos que las naciones más desarrolladas invierten sobre el 3%.
El ministro Secretario General de la Presidencia, Gonzalo Blumel, recalcó que “la creación de este ministerio, sin duda, es una de las mayores reformas estructurales a la ciencia en los últimos 50 años. Responde a un desafío de futuro y se hace cargo de una realidad urgente y necesaria para el desarrollo integral de nuestro país. Esta iniciativa crea las condiciones para que Chile pueda insertarse exitosamente y de manera protagónica en la cuarta revolución industrial, fomentando la ciencia, la tecnología y la innovación”.
Para el senador Rodrigo Galilea, “este Ministerio debiera ser el gran promotor del método científico en todo el quehacer de nuestra vida republicana, civil, pública, organismos del Estado u organismos privados”.
El senador Alvaro Elizalde, en tanto, recalcó que “como país tenemos una situación, sin duda, desmedrada en el desarrollo de las ciencias y de la investigación aplicada al desarrollo tecnológico. A pesar del trabajo duro, constante y silencioso de muchos investigadores talentosos, su esfuerzo no se ha acompañado con los recursos y los apoyos institucionales que se necesitan. Ser investigador o investigadora es muchas veces como predicar en el desierto”.
El senador Juan Castro destacó también la importancia de contar con un instrumento que fomente la ciencia y tecnología, pero aseveró que es fundamental que la tecnología digital llegue a todos los rincones del país, materia en la que nuestra región exhibe los peores índices.
Tecnología, ciencia, innovación y sustentabilidad son las claves de esta nueva repartición pública que debe tener una clara visión de futuro y el financiamiento necesario, porque de lo contrario, podría contribuir a acrecentar la burocracia y convertirse en lo contrario a lo que todos aspiramos.