Nuevas autoridades en Maule sur

En la comunidad se respira un aire de expectación y esperanza

10 Marzo 2018   6   Editorial   Gustavo Alvarado

A contar de las próximas horas el país, la región y la provincia serán lideradas por nuevas autoridades encabezadas por el Presidente de la República, Sebastián Piñera.
Se trata de un Gobierno que recibió un fuerte respaldo ciudadano en las principales comunas de la Región del Maule sur. Piñera alcanzó respaldos relevantes en ciudades como Linares, Longaví, Cauquenes y Parral.
De allí que en la comunidad se respire un aire de expectación y esperanza en torno a los graves e históricos problemas de subdesarrollo que afectan a las provincias de Linares y Cauquenes.
En este sentido es clave, por ejemplo, apurar la materialización del mega hospital de Linares. Una obra postergada en el tiempo y que actualmente se encuentra en etapa de diseño y construcción. Definitivamente, la salud que se brinda a los habitantes de esta zona es de segunda o tercera categoría, obligando a muchas personas a realizar esfuerzos económicos importantes para poder subsanar una patología en el área pública o privada de Talca, Concepción y Santiago. Por lo mismo, no hay tiempo que perder y se necesita ganar tiempo en esta materia. Es inaceptable conocer denuncias sobre roedores o murciélagos en el actual centro de salud “Carlos Ibáñez del Campo”.
A lo anterior se suman una batería de obras de inversión postergadas en el tiempo y discutidas latamente. La parsimonia en el crecimiento es una situación que llama poderosamente la atención en los habitantes del Maule sur que ven como urbes vecinas se desarrollan, crecen y experimentan nuevos polos de desarrollo. El Maule sur, dependiente de la agricultura y estacionalidad, está sometido a altas cifras de desocupación, bajos sueldos y pobreza. Ningún gobierno ha podido conseguir extender la actividad productiva a otras áreas, siendo el turismo, quizás, una de esas posibilidades.
Por lo mismo, Piñera; el intendente Pablo Milad y su equipo; y los gobernadores Claudia Jorquera Coria (Linares) y Luis Mario Vignolo (Cauquenes) tienen un desafío relevante. Es imposible exigirles un cambio absoluto, pero por el apoyo que la gente les entregó, tienen un deber ético y moral con los ciudadanos para poder responder a tanta carencia, desesperanza y postergación.
Mismo llamado para los diputados Manuel Matta (DC), Ignacio Urrutia y Rolando Rentería (UDI) y Jaime Naranjo (PS). Estos están llamados a representar en el hemiciclo de la Cámara Baja los “sueños” de linarenses y cauqueninos, con la finalidad de apoyar leyes que sean beneficiosas para el desarrollo de esta zona.
El actual panorama de Linares y las comunas adyacentes no resiste más análisis. Hay un “Plan Linares” que perfectamente se podría reactivar y con inversión pública atraer el gasto privado para generar mayores y buenos empleos.