Seguidilla de robos

En la Villa de San Ambrosio urge la Oficina Comunal de Seguridad y apurar la materialización de más proyectos ligados al área (…)

23 Febrero   9   Editorial   Gustavo Alvarado

La delincuencia no distingue y está vez el afectado fue el concejal linarense, Luis Concha que reside en la “Villa Arauco”, lado norponiente de la comuna.
La autoridad dormía en su vivienda, que también habita su hija, cuando desconocidos ingresaron al inmueble a eso de las 05.30. Este hecho generó revuelo y activo la necesidad de potenciar el tema seguridad pública. En la Villa de San Ambrosio urge la Oficina Comunal de Seguridad y apurar la materialización de más proyectos ligados al área como son las alarmas comunitarias, recuperación de espacios públicos y mayor dotación policial.
El militante DC expresó que él o los delincuentes ingresaron a la vivienda, recorrieron las instalaciones y se llevaron su IPhone, 120 mil pesos en dinero en efectivo y ropa. “El celular es una herramienta de trabajo. Ahí tengo todos los contactos y respondo diariamente a las inquietudes de los dirigentes como la comunidad. El dinero era para ayudar a unas personas que lo habían solicitado. Todos saben que soy una persona de trabajo y que mi dieta de concejal la donó en gran parte a distintas organizaciones y personas. Si fuera rico no me estaría lamentando”, añadió.
La autoridad recordó que es la segunda vez que es víctima de la delincuencia ya que cuando vivía en el sector “La Posada” los antisociales lo dejaron en la calle. “Agradezco a Dios que no desperté porque pudo haber pasado cualquier cosa. Además, no estaba mi señora y mi hijo mayor que se encuentran en la montaña. Mi hija tampoco estaba en la casa. Son desquiciados y que no tienen pudor. Yo estaba durmiendo cuando los sujetos ingresaron al domicilio. Haré la denuncia en la PDI y Carabineros, aunque tengo poca fe la justicia”, culminó.
Durante estos días se han producido diversos robos y hurtos en la comuna. En el sector Parque “Oriente” sujetos ingresaron a una casa para llevarse dos cilindros de gas. “No hice la denuncia porque es perder el tiempo. Acá las policías no hacen su trabajo y los delincuentes hacen lo que quieren”, dijo el vecino de iniciales C.H.
Otro vecino dijo que se ve muy poca presencia policial y es urgente que la Municipalidad implemente la Oficina de Seguridad para apoyar el trabajo de Carabineros y de la PDI.
Carabineros de Linares dijo que es vital que los afectados denuncien porque de lo contrario será imposible poder potenciar las acciones de carácter preventivo y buscar a los responsables de estos ilícitos.
Los dardos apuntan a una mayor labor de la PDI como de la policía uniformada en coordinación con el Ministerio Público. Además hay una grave preocupación por el aumento en el consumo de la pasta base lo que genera temor en la población y una suerte de impunidad. La semana se cerró con la denominada “Operación Pura Sangre” donde la Fiscalía y la Bicrim de la PDI detuvieron a seis personas ligadas al delito de abigeato, robos en lugar no habitado y habitado y drogas, en este caso, pasta base y marihuana.