Señal positiva para el Maule sur

El viaje de Milad abrió esperanza en que es posible cambiar y permitir que el desarrollo llegue a Linares y Cauquenes, agilizando obras de impacto

17 Marzo 2018   5   Editorial   Gustavo Alvarado

Durante la semana el nuevo intendente regional del Maule, Pablo Milad visitó la ciudad de Linares, en su primer periplo por el Maule sur.
La autoridad fue recibida por el alcalde Mario Meza y la gobernadora Claudia Jorquera Coria, y recorrió diversos puntos de la Villa de San Ambrosio.
Una señal potente en cuanto a la urgencia de concentrar recursos en una zona postergada en relación a las provincias de Talca y Curicó, donde históricamente se ha concentrado la inversión público.
Por lo mismo el viaje de Milad abrió esperanza en qué es posible cambiar y permitir que el desarrollo llegue a Linares y Cauquenes, agilizando obras de impacto y gestionando otras que son emblemáticas pero que están postergadas.
Se espera , además, que las presiones políticas , principalmente de los parlamentarios no influyan en el deseo del nuevo jefe regional de apoyar las reivindicaciones de los habitantes del Maule sur y que la inversión sea más pareja.
En la instancia el alcalde Mario Meza expuso diversas propuestas que se pueden financiar vía Fondo Nacional de Desarrollo Regional (FNDR), Fondos Regionales de Inversión Local (FRIL) y asignación de recursos a través de la “Circular 33”. Se trata del Hogar de Ancianos “San Camilo”, terminación del edificio de la PDI, restauración de la iglesia Corazón de María, mejoramiento del eje vial de las calles Januario Espinoza-Carmen-Maipú, perfeccionamiento de avenida Presidente Ibáñez. diseño del Cesfam “Oscar Bonilla”, pavimentación tramo Peñasco-Los Hualles, agua potable rural y apurar la construcción del mega hospital de Linares.
“Estas son unas serie de iniciativas que están postergadas en el tiempo. Son materias urgentes que se deben licitar. Acordamos entregarle al intendente todos lo detalles de cada intervención. La idea es dejar de ser una comuna postergada porque los ‘cariñitos’ de la ex Presidente Bachelet solo quedaron en palabras.
Pablo Milad por su parte dijo estar al tanto de las diversas materias y comprometió acciones políticas para ir avanzando. “Nos pone contento poder ayudar a esta comuna que estuvo un poco alejada de la mano del Gobierno Regional anterior. Queremos compensar eso e iremos aportando con adelantos que signifiquen un aumento de mano de obra, para mitigar lo que son los problemas laborales de la provincia en sí. Cuando se invierte dinero hay productividad, más ingresos para la gente y también más oportunidades de trabajo que es lo que hace falta en Linares. Además esta reunión permitió interiorizarnos sobre los proyectos, ver cuáles son los pasos a seguir y nosotros vamos a apoyar a Linares en todas las inversiones en servicios y salud. Se viene pronto el tema del mega hospital que es una obra muy importante”, dijo el jefe regional.