Sábado, 22 de Septiembre de 2018
Indicadores económicos UF: Dólar: Euro:

Calidad del aire

Cielos nubosos con lluvia moderada
Permanecen los locales con patentes, puestos de dulces y cabritas

Centro talquino despejado por traslado del comercio informal al Crece

Con inquietudes, los ambulantes disidentes al proyecto se preparan para ocupar sus locales.

Periodista: Diario El Centro - Fecha de Edición: 03 de Febrero 2018

TALCA.- Con veredas despejadas y sin aglomeración de personas la 1 Sur refleja un cambio notorio tras la puesta en marcha del Centro Regional de Comerciantes y Emprendedores (Crece), donde fueron trasladados más de 150 comerciantes que laboraban en las calles.
Con sorpresa, transeúntes del centro se mostraron satisfechos del despeje de las veredas. Sin embargo, la mayoría no tenía claro el destino de los ambulantes, lo que asoma un reto para el municipio, institución que había anunciado su compromiso en la promoción y publicidad para el también conocido “mall de los ambulantes”.

¿QUIÉNES
PERMANECEN?
Pero el despeje no es total. Algunos comerciantes sin permiso también se observaron ayer viernes, aunque este grupo se dispersa ante la presencia de Carabineros o los fiscalizadores municipales que se observaron recorrer la 1 Sur.
Otro grupo menor pertenece a los comerciantes asignados al proyecto Crece, pero que aún se niegan a mudarse. Tal es el caso de una comerciante que prefirió no identificarse, quien por más de 20 años laboró en las inmediaciones de la Plaza Cienfuegos.
Afligida, la mujer recogía sus productos ante la presencia de dos inspectores municipales y, a su vez, cuestionaba las condiciones del local que le fue asignado.
De los comerciantes que permanecen en las calles, solo un grupo menor está autorizado por el municipio. Estos son los locales con patentes como quioscos de periódicos y llaves, puestos de dulces y cabritas, para quienes se prevé otro proyecto.

SEGUNDO DÍA
DEL MALL
Un ambiente más ameno se observaba ayer viernes en el segundo día de funcionamiento del “mall”. Este escenario fue aprovechado por el alcalde Juan Carlos Díaz para hacer una visita al lugar, quien luego de un recorrido por las instalaciones, sostuvo un encuentro con los fruteros -parte de la disidencia- con quienes abordó sus inquietudes en la normativa de carga y descarga y las ferias itinerantes.
“La aprensión de ellos es que les vaya mal, por eso yo entendía la aprensión de ayer (jueves). Uno no está en contra de ellos, yo lo que quiero transmitirles es que somos aliados y el municipio en ningún caso los va a dejar abandonos a la deriva (…) Nosotros vamos a hacer un plan de medio, vamos a colaborar desde todas las posibilidades que tengamos como municipalidad”, dijo el alcalde.
Los pasillos del “mall”, en tanto, tenían una mayor cantidad de cortinas “arriba”. Algunos locatarios realizaban ajustes y limpieza a sus locales para instalar su mercadería. Otros ya instalados realizaban sus ventas.
Tal es el caso de Mario Espinoza, quien contó que “hoy día ya llevo como 30 mil pesos. Cada quien tiene su opinión, pero para mí es bueno, la comodidad es grande, tenemos baño, tenemos luz”.
Sin embargo, las ganancias hasta ahora no son favorables para todos. Corina Díaz, otra locataria, aseguró que para ella las ventas estaban lentas. “Yo pienso que cuando estemos todos aquí va a poder funcionar bien, pero todavía no”, dijo.
Sobre los comerciantes con locales aún cerrados, se refirió José Rodríguez, presidente del sindicato “El Progreso” -otro disidente al proyecto- quien aseguró que, aunque están disconformes, durante este fin de semana preparan sus locales para ingresar el lunes al “mall”. “Nos vamos a mudar, pero obligados. Igual tenemos que alimentar a nuestras familias y vamos a tener que aceptar los puestos, así como están. No estamos conformes, pero no nos queda otra”, dijo.

Wendy Lucena / Hernán Espinoza

Volver

Comentarios