Miércoles, 15 de Agosto de 2018
Indicadores económicos UF: Dólar: Euro:

Calidad del aire

Intervalos Nubosos
Sectores de Río Claro y San Rafael ya comienzan a sufrir con la falta del vital elemento

Contra el tiempo se trabaja para superar contaminación de agua con petróleo

Cuadrillas de más de cien personas se encuentran limpiando los canales de los residuos de diesel. Son más de cinco mil hectáreas las afectadas y los canalistas advierten que de pasar más de cuatro días sin agua, la situación puede tornarse “muy grave”

Periodista: Diario El Centro - Fecha de Edición: 28 de Octubre 2016

TALCA.- Con un evidente olor a petróleo en el ambiente, se intensificaron las faenas de limpieza de los canales de riego que se vieron afectados por la rotura de un oleoducto de la Empresa Nacional de Petróleo (ENAP), durante la mañana del pasado miércoles y que ha generado una emergencia ambiental en sectores de las comunas de Río Claro y San Rafael.

En las primeras horas de ayer, en la sede de la Asociación Canal Maule en Talca, hubo una reunión entre los representantes de los regantes, de ENAP y de servicios relacionados al tema para informar y coordinar los pasos a seguir.

Francisco Henríquez, director de Relaciones Institucionales de ENAP, tras la reunión, indicó que fueron maquinarias de la empresa Santa Fe, que tiene un contrato con la Dirección de Vialidad para la conservación  global de caminos en el sector norte de la Provincia de Talca, las que rompieron el ducto que transportaba el diesel que va desde Hualpén hacia San Fernando. El forado sería preliminarmente de 60 centímetros.

Además, señaló que hasta ese momento no se había determinado la cantidad de combustible derramado pero precisó que a las 9.42 horas del miércoles el sistema detectó una baja de presión y tres minutos más tarde el bombeo estaba cortado. Sin embargo, un reporte de la Asociación Canal Pelarco Buena Unión señala que alrededor de las 11.30 se le informó al personal de la Cooperativa de Riego sobre el accidente, con lo cual se procedió a efectuar una maniobra de descarga del canal, la que se habilitó cerca de las 14.00 horas, “con lo que el derrame ya estaba afectando a todo el sector”.

 

TRABAJO EN TERRENO

Tal como lo señaló el presidente de la Asociación Canal Maule, José Manuel Silva, “lo que logramos es que parta la acción, comenzaron la limpieza, hemos tenido una coordinación con ENAP. Son dos grupos, uno hará la limpieza en los troncales y sus derivados, y por otro lado se formará un equipo de evaluación para ir determinando hasta dónde llega el problema”.

Ahora bien, según palabras del propio Silva, si de aquí al día lunes no se logra reponer el agua en los canales, la situación podría entrar en una fase crítica.

“Si esto dura tres o cuatro días, esto puede ser algo menor, pero si se extiende el problema, puede darse algo muy grave que es difícil evaluarlo”, sentenció.

Por ello, más de un centenar de personas, preferentemente de sectores aledaños a la zona de rotura, se distribuyeron en los canales afectados para efectuar las labores de limpieza, las que fueron encabezadas por empresas especialistas en emergencias químicas. Sin embargo, ningún organismo es capaz de señalar un plazo determinado para la realización de los trabajos y poner en marcha nuevamente el sistema de riego.

“Lo que sabemos es que es urgente realizar la limpieza por cuanto los agricultores necesitan el agua para el riego, así como la comunidad y los animales y lo que estamos haciendo es trabajar con la mayor celeridad posible, por eso hemos dispuesto de más de cien personas, estamos trabajando con los canaleros y los vecinos que son los que nos preocupan”, dijo el representante de ENAP.

 

AFECTADOS

En concreto, son cuatro los canales que se vieron afectados: Maule, Pelarco, Escudo de Chile y San Antonio, a los que se suman sus derivados y ramales. Según un informe técnico levantado el mismo día del por la Asociación de Canalistas del Canal Pelarco Buena Unión, encargada de la administración del canal y compuesta por 160 miembros, la superficie afectada, además de la red de canales, corresponde a un área de aproximadamente cinco mil 500 hectáreas.

Jorge Letelier es un productor de la zona de Las Chilcas, cerca de San Rafael, dijo que en su caso hay 450 hectáreas de viñas afectadas, más 90 de olivos y otras 200 de siembras de terceros. “La Viña San Rafael se ve directamente afectada por la suspensión del riego de forma inmediata, lo cual nos deja con una reserva de agua en embalses propios para una semana. Después de eso, tendríamos los problemas. Si se nos acaba esa agua, tenemos una semana como máximo. Si hay una demora tienes un daño que puede equivaler al 20% de la producción total de la temporada”, dijo, lo que se valoriza en cerca de 400 millones de pesos.

Varios kilómetros “agua abajo”, ya en la comuna de San Rafael, específicamente en el sector Santa Victoria, ya comenzaron a sufrir con la falta del vital elemento. Sin bien, cuentan con abastecimiento de agua potable, sus pequeñas siembras corren riesgo de perderse por la escasez de riego durante estos días.

Así le está ocurriendo a María Farías, quien junto a su marido tiene tres hectáreas sembradas. “Esto nos preocupa por los animales también, el pasto que ellos comen se riegan todos los días más ahora que vienen días con calor”, dijo la mujer cuya casa se ubica frente al canal que ya casi sin agua evidencia los restos del combustible en su lecho.

De manera indirecta, Manuel Bravo también está siendo afectado. Él trabaja en instalaciones para una empresa de riego tecnificado que está a cargo de unas plantaciones de avellanos y con la emergencia se suspendió su labor “hasta nuevo aviso”. “Hay más de 100 hectáreas de plantaciones nuevas que se verán afectadas por la sequía”, manifestó.

 

Investigación

El fiscal jefe de Talca, Héctor de la Fuente, anunció ayer que se ordenaron peritajes a la Brigada Investigadora de Delitos del Medio Ambiente (Bidema) de la PDI de Santiago como primeras diligencias luego de recibir dos denuncias por el colapso de la tubería de la Empresa Nacional del Petróleo (Enap). Añadió que la primera fue presentada por los canalistas y la segunda ayer por la misma compañía estatal.

“Las acciones están destinadas a establecer quién es el responsable de esta rotura y si se debió a una acción dolosa o culposa. En la mañana de hoy (ayer) se tomaron muestras de cursos de agua superficiales en la zona donde ocurrió la rotura del ducto. Hay una versión que habla de que fue una retroexcavadora, pero además se debe establecer si se sabía o no que había una matriz. Todo eso va a ser indagado”, dijo.

 

Abastecimiento de agua

“Lo que hemos estado haciendo es ponernos a disposición de la gente. No solo estamos concentrados en reparar el ducto sino que también nos hemos puesto a disposición de las personas”, dijo el representante de ENAP. En esa línea, comentó que la noche del miércoles se abasteció con 50 mil litros a un sistema de agua potable de una zona de San Rafael.

Volver

Comentarios