Miércoles, 21 de Noviembre de 2018
Indicadores económicos UF: Dólar: Euro:

Calidad del aire

Intervalos Nubosos
Informe fue enviado al Instituto de Derechos Humanos

Contraloría constató que alcalde de Talca discriminó a tres funcionarios por su orientación sexual

Las personas desvinculadas del Departamento de Salud reclamaron en Contraloría y en forma paralela en los Tribunales de Justicia. En la actualidad, la causa se encuentra en la Corte Suprema

Periodista: Diario El Centro - Fecha de Edición: 03 de Junio 2016

TALCA.- Diario El Centro tuvo acceso en exclusiva a un informe de la Contraloría Regional del Maule en el cual señala que el alcalde Juan Castro ordenó el despido de personal desde el Departamento de Salud municipal por su condición “homosexual”. La resolución, inédita, fue remitida al Concejo Municipal y al Instituto Nacional de Derechos Humanos para que dichos órganos “ejerzan las atribuciones legales que les competen”.

El pronunciamiento del ente contralor fue motivado por el reclamo de tres ex trabajadores de la Dirección Comunal de Salud y de consultorios de la comuna de Talca, los cuales fueron despedidos el pasado 30 de junio de 2015 tras la salida del director de dicha repartición, Hernando Durán.

El escrito de 17 páginas señala que los tres ex empleados de la mencionada unidad comunal, a honorario durante los años 2008,2011 y 2012, “denuncian que los habrían despedido injustificadamente, por haberlos vinculado a la situación personal del director de ese Departamento de Salud”.

En reserva, la Contraloría entrevistó a ex y actuales empleados del Departamento de Salud para corroborar la veracidad de los “hechos de discriminación” mencionados. “De las declaraciones se desprende que el alcalde de Talca, ordenó al jefe de personal del Desam (Departamento de Salud Municipal), señor Alejandro Alvear Vargas, despedir a un grupo de servidores de dicha dependencia municipal, basado en su orientación homosexual. Adicionalmente, se declaró que en un principio se efectuaría una sola desvinculación masiva, sin embargo, por sugerencia de la jefatura mencionada, se llevó a cabo de manera paulatina”, según se señala en el informe.

Al párrafo siguiente, un testigo, cuya identidad se mantuvo en reserva, precisa que el término de labores de los tres ex funcionarios “fue por una reacción homofóbica de don Juan Castro Prieto, alcalde de la Municipalidad de Talca, puesto que todos tenían una larga data de trabajo, sin amonestaciones, con buenas calificaciones y que sus despedidos se dieron en el marco del conflicto sentimental que afectó al director de salud, más allá de la excusa de los contratados a plazo fijo”.

 

CONCEJALES

Junto con remitir el informe al Instituto Nacional de Derechos Humanos, se hizo llegar al Concejo Municipal para que los concejales cumplan sus labor de fiscalización del actuar del acalde.

“El informe es bien claro en decir que el alcalde no puede hacer discriminación de ningún funcionario, esa no es su facultad. El alcalde debe cumplir la función a la cual se le ha destinado y no venir a discriminar a los funcionarios, él debe dignificar el trabajo profesional, voy a pedir a que se nos notifique de esta situación en el Concejo”, manifestó Marcelo Rojas, concejal de Talca.

Por su parte, el concejal Sixto González, agregó que “esto es preocupante porque la normativa municipal deja bien establecido que los funcionarios públicos no pueden discriminar bajo ninguna materia sobre todo en orientación sexual de la persona. En la investigación que realizó Contraloría, y eso es lo que preocupa, deja en claro que se elaboró una lista negra que era mucho más amplia de los despidos que se efectuaron, por lo tanto se comprueba la sospecha que había, que el actuar del acalde es absolutamente homofóbico”.

Es importante mencionar que consultado el municipio sobre el dictamen de Contraloría se limitaron a señalar que dicho documento no había llegado a la municipalidad.

 

Cuestionado sucesor

La investigación de contraloría también señala que la desvinculación de Hernando Durán no figura en los registros informáticos de la administración del Estado al igual que la contratación de Gonzalo Montero en el Departamento de Salud.

“Reiteradamente se le ha dicho que el señor Gonzalo Montero no puede ejercer la función de director comunal puesto que él es un funcionario a contrata. Encargado de Servicios Traspasados es un cargo que inventó el alcalde y no procede porque no está creado en la municipalidad, pero el alcalde no respeta la normativa”, expresó el concejal Rojas.

Sixto González añadió que “acá quiso favorecer a un personaje que es el presidente regional de RN, justamente el partido que hoy entrega el paragua político al alcalde y a su sucesor y para eso el alcalde pasa sobre la ley”.

Volver

Comentarios