Lunes, 19 de Noviembre de 2018
Indicadores económicos UF: Dólar: Euro:

Calidad del aire

Despejado
Informe sobre gastos del 2015

Contraloría cuestiona uso de imagen de alcalde y funcionario municipal en gastos de publicidad

Investigación especial dejó al descubierto una serie de irregularidades en la utilización de recursos para publicidad y difusión de la Municipalidad de Talca

Periodista: Diario El Centro - Fecha de Edición: 06 de Julio 2016

TALCA.- Nuevamente la Contraloría Regional del Maule objetó la inclusión de la figura de Juan Carlos Díaz, actual funcionario municipal y precandidato a alcalde, en la publicidad y difusión de la municipalidad. La investigación especial sobre gastos por concepto de Difusión y Publicidad, durante el año 2015, además detectó errores en algunos cargos presupuestarios, deficiencias en los respaldos y cancelaciones anticipadas a las respectivas facturas.

De acuerdo al informe 369/16 de la Contraloría, los gastos por este ítem sobrepasan los 152 millones de pesos, pero se auditó solo el 80,17% de los dineros pagados por la Municipalidad de Talca en el periodo analizado.

La investigación concluye que el municipio pagó más de nueve millones de pesos en la impresión de 23 mil revistas municipales llamadas “Avanzando”, en las cuales se difundieron actividades ligadas a la celebración del Día de la Madre, del Niño y del Día del Dirigente. Asimismo, se confeccionaron 15 mil revistas en las cuales se “daba a conocer la oferta educacional de la comuna”. En dicho gasto, lo cuestionado sería la utilización de la imagen del alcalde Juan Castro y la inclusión del director de Desarrollo Comunitario (Dideco), Juan Carlos Díaz, publicitando su programa.

El escrito precisa que “los recursos financieros con que cuentan los organismos públicos deben destinarse exclusivamente al logro de los fines propios de tales entidades y, en ese contexto, en lo que dice relación con el rubro de publicidad y difusión, no pueden incurrir en otros gastos que los necesarios para el cumplimiento de sus funciones, y en aquellos que tengan por objeto informar a los usuarios acerca de la forma de acceder a las prestaciones que otorgan”.

En su respuesta a los cuestionamientos de Contraloría, la municipalidad señala que “en ningún caso se pretende utilizar la imagen del alcalde para fines que no sean los relacionados con la municipalidad”. No obstante, el ente contralor ratifica que “se mantiene la observación formulada, por lo que en concordancia con la jurisprudencia citada y a fin de evitar eventuales irregularidades, en lo sucesivo, esa municipalidad deberá abstenerse de incorporar la imagen del alcalde y del señor Díaz Avendaño como una práctica reiterada de difusión de actividades municipales, toda vez que ello implica una infracción a las normas relativas al empleo de recursos del organismo de que se trata, en beneficio personal o para fines ajenos a los institucionales”.

 

EL MUNICIPIO, NO EL FUNCIONARIO

La investigación justifica que “es la entidad edilicia, como institución, quien presta los servicios que se anuncian en cumplimiento de sus funciones, y no las autoridades en forma independiente, como pudiera entenderse cuando se hace uso de su nombre, de manera que no corresponde que la divulgación o difusión contenga imágenes o frases alusivas a aquellos”.

 

ABSTENCIÓN

Considerando que en octubre son las elecciones municipales y que Juan Carlos Díaz es candidato a alcalde por Renovación Nacional, la Contraloría recordó su resolución del presente año que señala que las entidades públicas que mantengan algún medio de comunicación como revistas, “no podrán destinar sección o espacio alguno de esos medios para realizar propaganda política o para favorecer o perjudicar cualquiera candidatura o partido político”.

 

IMPUGNACIÓN DE GASTOS

La investigación de Contraloría detectó que hay compras con notas de pedidos inexistentes o “incompletas”. También se destinaron 36 millones de pesos del ítem Difusión y Publicidad a compra de placas patentes de carros de arrastres y licencias de conducir de la Casa de Moneda.

En la misma falta, se adquirieron carpetas con logo del municipio, agendas escolares para el liceo Marta Donoso Espejo e impresiones sobre géneros con nombre del DAEM y el Liceo Carlos Condell, gastos por más de siete millones de pesos.

“Las compras individualizadas precedentemente no se ajustan al concepto de gastos de publicidad y difusión, por cuanto no se enmarcan dentro del cumplimiento de funciones propias del quehacer municipal, tales como, procesos de contratación; de acceso, comunicación o concursabilidad de beneficios o prestaciones sociales, entre otros”, señala el informe de la fiscalización.

Otro de los cuestionamientos es el caso de seis pagos anticipados a la facturación, por un total de 36 millones de pesos. “Emitidos en forma anticipada, por cuanto la fecha de las facturas que respaldan la compra poseen una data posterior a la de los referidos documentos”, señala el texto.

 

 

Alcalde

En la sesión de ayer del concejo municipal algunos concejales le enrostraron las conclusiones de la investigación al alcalde Juan Castro, quien posterior a la hora de incidentes señaló que “siempre he respetado los informes de Contraloría, estos informes se revisan, se dan las instrucciones y se sigue trabajando porque la contraloría es un ente controlador de las  reparticiones públicas, por lo tanto no me preocupa en nada, siempre se ha cumplido lo que Contraloría nos ha pedido en todo lo que son hechos administrativos”.

 

Volver

Comentarios