Miércoles, 19 de Septiembre de 2018
Indicadores económicos UF: Dólar: Euro:

Calidad del aire

Cielos nubosos con lluvia debil
Solo un especialista está disponible para atender a más de 128 mil personas

Déficit de geriatras en el Maule aumenta morbilidad de adultos mayores

Las tasas de natalidad y mortalidad son bajas en Chile. Aunque la esperanza de vida es alta, las personas de la tercera edad no cuentan con especialistas que los asistan.

Periodista: Diario El Centro - Fecha de Edición: 22 de Febrero 2018

TALCA.- Según un informe emitido por la Superintendencia de Salud, solo 104 especialistas en geriatría estarían disponibles en Chile. En el Maule la situación es crítica, ya que, según se detalla, se cuenta con solo un especialista en esta área para atender a 128.570 personas mayores de 64 años residentes en la región, según el Censo de 2017.


“Esta situación genera dificultad para acceder de manera oportuna a los servicios de salud por parte de las personas de la tercera edad, con ello aumenta su incidencia a la morbilidad y por tanto hay mayor tendencia a la mortalidad”, explicó Eladio Mancilla, doctor en gerontología, actual subdirector del departamento de Kinesiología de la UCM.
Según datos del Censo de 2017, en las comunas de Cauquenes, Chanco, Pelluhue, Vichuquén, Curepto y Hualañé, es donde más se concentra la población de adultos mayores de la región del Maule, mientras que el único especialista disponible brinda sus servicios en la ciudad de Talca, en sector público y privado.


“Con este déficit de especialistas, lo más probable es que se atienda solo un número reducido de pacientes en un territorio limitado, por lo que a los adultos mayores no les queda otra que resolver atendiéndose con médicos de atención primaria, generales o especialistas que abordan cada caso desde sus competencias, no como los geriatras que hacen un abordaje integral manteniendo el concepto de adulto mayor”, comenta el gerontólogo.
Por cada 3 mil y 5 mil habitantes, explica Mancilla, debería estar disponible un médico geriatra, por lo que en la región del Maule existiría un déficit de alrededor de 40 o 50 especialistas, destaca.
Los médicos geriatras deben conocer patologías frecuentes de la tercera edad, como enfermedades respiratorias, cardiovasculares, traumatológicas y mentales, para determinar las repercusiones sobre sus habilidades cognitivas y entorno social de los adultos mayores.
El déficit de geriatras no es novedad, desde 2012, los especialistas han denunciado esta problemática. La médico geriatra Marilú Budinich, en declaraciones a a la Universidad de Talca, aseguró en 2014 que para la fecha no había más de 50 especialistas en el tema.

 

CAUSAS
El déficit de especialista en esta área estaría causada, según explica Eladio Mancilla, en que los médicos muestran poco interés en cursar la especialidad, debido al tiempo de estudio que se extiende a tres años de medicina interna y tres más de geriatría para un total de 12 años de estudios. A ello se le suma el poco recurso que perciben por su trabajo, que en muchos casos es menor en un 30 y 40% al sueldo que reciben galenos de otras especialidades como neurología y cardiología, entre otras.
Es por ello que las tres y cuatro becas que se ofertan actualmente en las universidades donde se brindan estudios en geriatría quedan sin efecto ante la falta de personas interesadas.
“A eso se le suma, en el caso de la región del Maule, que para geriatría no ofrecen becas, esto se debe a que no hay suficientes especialistas acá que puedan formar a otros especialistas. Los interesados deben acudir a Santiago y son realmente pocos”, destacó el gerontólogo.
A ello se le suma las declaraciones realizadas a un medio nacional por Antonio Orellana, presidente de la Asociación de Facultades de Medicina de Chile (Asofamech), quien asegura que “el problema es que no hay suficientes docentes como para que las universidades armen un programa de geriatría de calidad. Son muy pocas las que lo tienen implementado”.


Datos del Registro Nacional de Prestadores Individuales de Salud indican que desde 2010 han disminuido de manera radical las postulaciones para esta especialidad, pasando de 21 geriatras graduados a solo dos en 2016.
Los geriatras trabajan en conjunto con otros especialistas como kinesiólogos, fonoaudiólogos, psicólogos. Sin embargo, en el Maule existen departamentos de geriatría en centros asistenciales privados y públicos, que funcionan sin la presencia de los geriatras.

Fraymar Pagua

Volver

Comentarios