Viernes, 21 de Septiembre de 2018
Indicadores económicos UF: Dólar: Euro:

Calidad del aire

Cielos cubiertos con lluvia debil
Luis Alberto Stuven, secretario ejecutivo Conaset:

“El 49% de las personas que trasladan niños, no hace uso de la silla infantil”

Si bien el sistema de retención infantil ha reducido del orden del 54% las muertes de niños menores de 12 años en siniestros viales, para Conaset queda mucho por hacer en esta materia.

Periodista: Diario El Centro - Fecha de Edición: 23 de Junio 2018

TALCA.- Ayer, el secretario ejecutivo de la Comisión Nacional de Seguridad del Tránsito (Conaset), Luis Alberto Stuven, participó en un taller en la Escuela Básica Talca, para concientizar desde la infancia, sobre la importancia de la educación vial.
Fue en ese contexto que el secretario ejecutivo informó que durante el 2017, en la Región del Maule se produjeron 7 mil 385 siniestros de tránsito con 152 fallecidos. El 2016 en tanto, hubo 6 mil 867 accidentes de tránsito con 163 muertos.
Ante estas preocupantes cifras, Conaset se esfuerza por resaltar el rol clave que tienen los adultos al momento de trasladar a niños, puesto que de no cumplir con la ley, exponen a los más pequeños a accidentes que pueden tener consecuencias graves o fatales.
“Si bien el sistema de retención infantil ha reducido del orden del 54% las muertes de niños menores de 12 años en siniestros viales, queda mucho por hacer. La estadística que nosotros manejamos es que todavía el 49% de las personas que trasladan niños no hacen uso del sistema de retención infantil. Entonces, tenemos que sensibilizarlos. Me imagino que no han sufrido un siniestro vial, pero lamentablemente ante un accidente de tránsito, llevar a un niño suelto en el auto, es un peligro que puede ser fatal y eso es lo que queremos que la gente entienda”, explicó Stuven.

AUTOCUIDADO
El hecho de subir a los niños al auto y colocarlos en sus respectivas sillas, quizás haga que la salida tarde un poco, pero la seguridad está primero.
“La verdad es que hay que entender este uso como una medida de protección y eso es lo que queremos que la gente lo comprenda de esa forma y que lo empiece a implementar. Las multas por no usar la silla es hartas veces más caro que un sistema de retención infantil”, añadió la autoridad.
Más que introducir estas mejoras en seguridad vial de forma obligatoria, lo que le interesa a Conaset es que las personas adopten estas medidas por su propio beneficio, más allá de la eventual multa o sanción que accarrea el incumplimiento.

ALTA VELOCIDAD
Otro aspecto que es condenable, por las consecuencias que puede tener, es andar a mayor velocidad que la permitida, sea en zona urbana o rural.
“Vemos que en el 30% de los siniestros fatales se ve involucrada la causal velocidad. Entonces, por lo mismo, lo más probable es que pronto venga la reducción de velocidad en zonas urbanas a 50 km/h. Estamos promoviendo el CATI, Centro Automatizado Tratamiento Infracciones, que busca automatizar la fiscalización, a través de radares o teleradares como se le llama en otros países”, indicó el secretario ejecutivo.
Por lo mismo, el llamado de Conaset es a que más allá de la eventual sanción que puede traer aparejada toda esta normativa, lo que se busca es que la gente tome conciencia y que respete los límites de velocidad.

TALLER VIAL
En cuanto al taller de educación vial realizado en Escuela Básica Talca, iniciativa organizada en conjunto con Ruta del Maule, contó con la participación del jefe de la SIAT (Sección de Investigación de Accidentes de Tránsito) de Carabineros, capitán Carlos Sepúlveda; el presidente del Capítulo Regional de Jueces de Policía Local, Mirko Bonacic-Doric, representantes de Ruta del Maule y de la Seremi de Transportes.
Mediante una dinámica de juegos y una obra de teatro que apunta a explicar por qué debemos cuidarnos en las vías, los niños aprendieron diversos conceptos de seguridad vial y se comprometieron a transmitir estos mensajes a sus familias para no lamentar accidentes.
Los integrantes del taller se comprometieron a continuar con esta iniciativa y replicarla en otros establecimientos escolares, para así formar futuros conductores responsables.

Karin Lillo

Volver

Comentarios