Domingo, 16 de Junio de 2019
Director del Hospital de Talca reacciona tras polémica semana:

“En cuanto a gestión yo no podría aceptar que se cuestionaran los logros que hemos presentado”

El director (s) del Servicio de Salud Maule, Max Aguilar, señaló en su oportunidad que el Hospital Regional de Talca había sido “mal” evaluado, presentando conflictos internos que afectan a los usuarios, razones que desencadenaron la salida de la subdirectora médica, doctora Teresa Brito.

Periodista: Karin Lillo - Fecha de Edición: 13 de Abril 2019

Luego que el Hospital Regional de Talca (HRT) estuviera en el ojo del huracán por la polémica desvinculación de la doctora Teresa Brito Obreque del cargo de subdirectora médica, a quien la Dirección del Servicio de Salud Maule (SSM) le solicitó la renuncia, basados en una serie de problemas de gestión, el director de recinto asistencial de alta complejidad, doctor Alfredo Donoso, realizó sus descargos y transmitió tranquilidad a la comunidad porque aseguró que en gestión, “el hospital tiene un excelente cumplimiento según el Balanced Scorecard 2018”.


Lo anterior, en clara reacción a los dichos del director (s) del Servicio de Salud Maule, Max Aguilar, quien en su oportunidad señaló que el hospital regional había sido mal evaluado por el SSM y el Minsal, no así el Hospital de Curicó, pero Donoso fue enfático en señalar que ambos recintos son incomparables, porque el de Talca es autogestionado y de alta complejidad, mientras que el de Curicó tiene hoy una realidad distinta, destacando en todo caso que pese a las limitaciones que presenta este último recinto, tiene capacidad de resolución “y nos demanda muy pocas interconsultas. Ellos han cumplido con todos los estándares y tienen una muy buena autogestión, tienen décimas menos de cumplimiento, pero no son comparables. Tengo mucha admiración por ellos porque con todos sus problemas, han logrado salir adelante”, explicó el doctor.


“Los hospitales de alta complejidad se hicieron autogestionados, es decir, no dependen de la Dirección del Servicio de Salud, ni el ministerio actúa sobre ellos, sólo se les exige cumplir con ciertos parámetros para decir que están acreditados como autogestión. En eso existe un Balanced Scorecard (cuadro de mando integral que impone y controla el cumplimiento de metas) para dar cuenta de una buena gestión. Este año recién analizamos el Balanced del 2018 y nos faltan mínimas décimas para alcanzar el 90% y un hospital autogestionado debe cumplir con un 75%. Muy pronto saldrán los ranking nacionales y estaremos bien posicionados al nivel de los mejores de Chile”, señaló el médico.
Añadió de forma clara que “en cuanto a gestión yo no podría aceptar que se cuestionaran los logros que hemos presentado. Cuando se lee en un diario (las declaraciones del director SSM) sobre las debilidades en gestión y debilidades que están ocurriendo en los programas de cirugía dentro de nuestro hospital, la población se ve afectada y se asusta, y va a empezar a pensar de que el hospital no le da confianza con todo esto que está saliendo y eso afecta directamente a nuestros usuarios y yo encuentro absolutamente injusto que ellos estén sufriendo una recomendación que yo no la comparto para nada”.

 

EJEMPLO
Para justificar sus dichos, el director del hospital señaló que en el primer mandato presidencial de reducción de listas de espera No GES, se exigió operar a una “cantidad enorme de pacientes” y cumplieron por sobre el 100%. “Fuimos el hospital que más operó en Chile en la reducción de listas de espera. A lo que yo dije que nuestro hospital es un ejemplo de actividad, que con una instrucción precisa y un presupuesto adecuado podemos lograr cualquier cosa. Vino el segundo mandato presidencial y días antes de que terminara el plazo, habíamos cumplido exitosamente el 100% de la meta de egresos. Estamos esperando otro mandato para resolver cirugías de pacientes del 2017 y así seguir avanzando como lo hemos hecho siempre. Me atrevo a decir, con cifras en mano, que somos uno de los mejores hospitales públicos del país”, sostuvo.

Volver