Jueves, 15 de Noviembre de 2018
Indicadores económicos UF: Dólar: Euro:

Calidad del aire

Intervalos Nubosos
En su trayectoria profesional

En promedio, cada médico en Chile es acusado una a dos veces de negligencia médica

Falmed (Fundación de Asistencia Legal del Colegio Médico de Chile) desarrolló en la sede del Capítulo Regional del Maule la versión XVII del curso masivo “Por una medicina de excelencia”, en la que participaron profesionales asociados

Periodista: Diario El Centro - Fecha de Edición: 14 de Agosto 2017

TALCA.- Las estadísticas que maneja el Colegio Médico señalan que los galenos serán demandados a lo largo de su vida profesional entre una a dos veces, todos, unos más, otros menos, en promedio. Es por ello que el Capítulo Regional del Maule desarrolló la XVII versión del curso “Por una medicina de excelencia”, donde se capacitó y actualizó a los médicos asociados sobre la prevención de la judicialización de la medicina.

En términos generales, los resultados inesperados por parte del paciente generan cuestionamiento hacia el médico y haciendo un ranking, las especialidades médicas más denunciadas son: Ginecología y Obstetricia, Medicina General, Cirugía, Traumatología y Ortopedia.

Aunque el nivel de absolución donde se declara inocente al médico es de un 99%.

Según Juan Carlos Bello, abogado jefe de Falmed, “entendemos que la judicialización es más bien una enfermedad de la medicina en la cual tanto pacientes como médicos sufren este fenómeno. Creemos que es mucho más relevante -desde una mirada médica- prevenir esa situación. Recomponer la relación médico-paciente que en algunos casos está dañada. Ampliar la horizontabilidad de esta relación, ejercer la mejor medicina posible y retomar las confianzas que eventualmente podrían haberse roto en esa relación”.

 

MÉDICO-PACIENTE

Este fenómeno, a su juicio, se da tanto en la salud pública como la privada. “Nuestra experiencia  nos indica que son similares entre uno y otro sistema. No obstante, si uno esas cifras, las relativiza en el número de atenciones versus el número de juicios, es más numeroso en la atención privada que pública. El ambiente tiende a ser más exigente en el ámbito privado. Por eso es importante este curso, porque da a entender a los médicos que hay que preparar a los pacientes, incluso, para lo inesperado. Entender que el acto médico tiene mucho de ciencia, pero también mucho de arte. En este escenario hay cosas que tú puedes manejar y otras que no se pueden manejar. Y ese resultado lo vamos a enfrentar juntos como médicos y pacientes”, agregó Bello.

Es más, en los últimos cinco años –según Falmed- existe un estancamiento en la medicina en la cantidad de juicios, pues al año se están originando 300 juicios nuevos. “Parecen muchos, pero si se extrapolan a las cifras de atención de Minsal, se realizan 40 millones de actos médicos al año”, finalizó.

 

TRABAJAR SEGUROS

Juan Enrique Leiva, presidente del Colegio Médico del Maule, indicó en tanto, que organizaron el evento porque hay “muchos médicos que egresan año por año en las distintas universidades. Los médicos que se incorporan al trabajo hospitalario o privado necesitan saber cuáles son sus derechos y sobre todo cuáles son sus deberes. Pero también necesitan saber cómo trabajar seguros. Hoy día la medicina ya no es como antes, donde la relación médico-paciente era lo más importante y donde el paciente entendía mucho mejor al médico que hoy”.

Añadió que hoy “una relación médico-paciente puede ser muy fantástica hasta que se complica. Ahí ya no miran al médico como al que fueron a buscar una solución, sino que como al culpable de los daños que potencialmente le pudo haber provocado y buscan recompensa o una solución económica o un castigo. Por eso es importante prevenir estas situaciones”, estimó Leiva.

Andrés Lagos, presidente de la Agrupación de Médicos Generales de Zona Capítulo Maule, señaló en tanto que, “formamos parte de una medida de salud pública para llevar médicos a sectores rurales. Esto sirve para resolver dudas que surgen en nuestro trabajo diario cuando nos mezclamos con la justicia porque nuestro trabajo está inmerso en la judicialización y nosotros a veces no entendemos cómo enfrentarlos, por ello es importante recibir estrategias tanto comunicacionales como herramientas técnicas para enfrentar algún proceso judicial o prevenir algún proceso con algún paciente”.

 

Karin Lillo

Volver

Comentarios