Jueves, 20 de Septiembre de 2018
Indicadores económicos UF: Dólar: Euro:

Calidad del aire

Cielos cubiertos con lluvia debil
Tras la carta del Papa Francisco

Figuras locales fijan postura sobre el panorama de la Iglesia chilena

La Conferencia Episcopal anunció en medios nacionales que le propondrán al Papa Francisco un “plan de renovación” de la Iglesia chilena. No descartan la salida de obispos.

Periodista: Diario El Centro - Fecha de Edición: 13 de Abril 2018

TALCA.- Tres meses han pasado desde la visita del Papa Francisco a Chile, un hecho que no sólo brindó una oportunidad espiritual a los creyentes, sino que permitió retomar el debate sobre los penosos casos de abuso sexual que manchan la iglesia chilena.


Pero en principio el abordaje del tema no tuvo la recepción esperada. “El día que me traigan una prueba contra el obispo Barros ahí voy a hablar, no hay una sola prueba, todo es calumnia”, serían las palabras del sumo pontífice sobre el caso Barros, que desencadenaron fuertes cuestionamientos.
Sus dichos posteriormente serían aclarados e incluso derivaron en la visita de monseñor Charles Scicluna para encargarse del caso. Ahora, tras los datos entregados el discurso del Pontífice dio un giro significante: “En lo que me toca, reconozco y así quiero que lo transmitan fielmente, que he incurrido en graves equivocaciones de valoración y percepción de la situación, especialmente por falta de información veraz y equilibrada”.
Sus palabras integran una amplia carta pública en la que además convoca a Roma a todos los obispos chilenos para establecer un diálogo en torno a las conclusiones elaboradas por Scicluna.

 

VERACIDAD
CUESTIONADA
Entre las lecturas dadas a la misiva firmada por el Papa, expertos aseguran que se cuestiona la veracidad de la jerarquía de la iglesia en cuanto a los antecedentes entregados.
“Pareciera ser y por lo que la carta dice, no tiene toda la verdad, o sea, él pidió información y no le llegó toda la verdad, eso es súper grave”, dijo Miguel Cruz, licenciado en ciencias religiosas y director de formación e identidad de la Universidad Santo Tomás.
Este elemento, es un punto abordado por Jorge del Picó, académico de la Facultad de Ciencias Jurídicas y Sociales de la Universidad de Talca, quien considera que quienes proporcionaron dicha información deberán responder adecuadamente.
“Sin duda ello involucra un juicio crítico de las actuales autoridades eclesiásticas chilenas y del propio nuncio apostólico, que son los canales por los cuales se transmitió la información”, dijo Picó.


INÉDITA
CONVOCATORIA
Otro elemento que se suma al debate tras la misiva, es la convocatoria realizada por el “Santo Padre” a todos los obispos del país, quienes deberán acudir al Vaticano. Un encuentro que, sin duda, genera expectativas sobre las decisiones que de allí deriven.
“Hecho inusual y sin precedentes, salvo los casos aislados de la iglesia de Irlanda y de algunas diócesis en Estados Unidos, pero sin la masividad de esta convocatoria. Seguramente, en encuentros individuales, instará a dar un paso al costado a los obispos ligados a Fernando Karadima, partiendo por el obispo Barros. Es doloroso reconocerlo, pero esta situación como es obvio afecta a nuestra región”, explica Picó.


Sobre este encuentro, Cruz, insta a ser cuidadoso con las expectativas. “Algo tiene que pasar definitivamente, porque si no sería unas bonitas palabras”. Sin embargo, a su juicio se debe tener claridad sobre el propósito de la invitación.
“Uno dice ‘oh, van a cambiar todo\', eso puede que no, él los invita a que vayan a conversar con él para ver qué es lo que se va a hacer”, dijo.



LAICOS FIJAN POSTURA
Desde el contexto de la investigación, desde el mundo laico, Gustavo Madrid, vocero regional realizó un llamado a los obispos Horacio Valenzuela de Talca y Tomislav Koljatic de Linares a renunciar a sus puestos jerárquicos.
“Los obispos que participaron y fueron formados por Fernando Karadima tienen que renunciar, porque fueron mal formados y, como dijo el Papa Francisco, a él se le entregó una información equivocada, eso ratifica lo que han estado denunciando las víctimas y lo que hemos estado diciendo los laicos desde hace mucho tiempo y que la jerarquía no ha escuchado”, dijo.
Sobre las disculpas del Papa, Madrid explicó que también se hace preciso un Mea Culpa por parte de la Iglesia chilena.
Asimismo, informó que este sábado 14 se creará una organización de laicos a nivel nacional. “Siempre la iglesia ha dirigido las cosas de forma jerárquica y ahora los laicos nos vamos a juntar”, dijo.

 

CONFÍA EN EL
DIsCERNIMIENTO
Del panorama, el diacono Guido Goossens destaca la disposición del Papa por conversa con el Obispado. “No quiere imponer una decisión, sino conversar con el cuerpo de los obispos para llegar a un discernimiento”, dijo.
A su juicio, se hace preciso que este discernimiento permita a la iglesia, “tener más credibilidad ante la feligresía y la sociedad en Chile (…) Siempre es necesario más que una cercanía tratar de ponerse en el pellejo de la otra persona que viven situaciones diferentes”.
Consultado por su postura sobre la renuncia de obispos locales, aseguró que, “Eso lo dejo al discernimiento de lo que van a hacer los obispos con el Papa”

Wendy Lucena

Volver

Comentarios