Domingo, 17 de Diciembre de 2017
Indicadores económicos UF: Dólar: Euro:

Calidad del aire

Intervalos Nubosos
Al menos seis víctimas reclaman devolución de sus dineros

Formalizan a dueño de empresa por supuesta “Estafa Piramidal”

Se trata del propietario de Gdinamic Limitada, sobre quien pesan cargos por los delitos de estafa e infracción a la Ley General de Bancos. Considerando a las personas ligadas a la querella “original”, el monto supuestamente defraudado asciende a 50 millones de pesos

Periodista: Diario El Centro - Fecha de Edición: 16 de Febrero 2017

CURICÓ.- El Juzgado de Garantía de Curicó formalizó por los delitos de estafa e infracción a la Ley General de Bancos al propietario de la empresa Gdinamic Limitada, Juan Andrés Avendaño. Junto con ello, a modo de garantizar el correcto desarrollo de la respectiva etapa de investigación, el imputado deberá cumplir la medida cautelar de arresto domiciliario total.

Según lo manifestado por el abogado, Cristián Merino, la causa tiene su origen luego que el dueño de la aludida firma, la cual simulaba ser una “empresa solvente” que entregaba servicios financieros, convenció a una serie de personas para invertir en ella, con la promesa de sellar una “rentabilidad o tasa de interés mensual garantizada”, la que supuestamente era “mucho mayor a la disponible” en el mercado, es decir, entre el “3 y el 5 por ciento”.

Si bien durante cierto lapso aquel acuerdo se cumplió, en algún momento tales personas dejaron de recibir lo acordado, escenario que los motivó a exigir explicaciones. En tal contexto, el ahora formalizado, se remitió a entregarles una serie de argumentos, asegurado que en algún instante “volvería todo a la normalidad”, lo que en definitiva, tras el paso de un año, aquello simplemente no ocurrió, sin tampoco tener la posibilidad de retirar lo invertido en su minuto.

“Esta persona se presentaba como un destacado economista, ingeniero comercial, que la central de su empresa estaba en Santiago y que contaba con las autorizaciones correspondientes. Daba la apariencia que contaba con las autorizaciones para operar en el mercado Forex y en el mercado accionario. Nada le hizo dudar a las víctimas de que aquello no era verdad o desconfiar, ya que incluso tenía un programa radial de economía y negocios”, dijo.

Esto motivó a estas personas a asesorarse por el aludido jurista, lo que dio paso al ingreso de una querella ante el Juzgado de Garantía curicano en abril del año pasado.

 

MODO DE OPERAR

A juicio de Merino, se estaría frente a una denominada “Estafa Piramidal”, tal como lo que sucedió a nivel nacional con la empresa AC Inversions o Arcano, es decir, la rentabilidad sale del mismo dinero que en su momento fue entregado por las víctimas, siempre siendo incitadas, ya sea a que inviertan más, a que se mantengan en el negocio, o bien a invitar a más clientes, utilizando el “boca a boca”.

“Esta persona hacía firmar contratos de prestación de servicios profesionales, donde queda claro el monto que invertía cada víctima, asegurando o garantizando una rentabilidad mensual. Incluso se jactaba que europeos habían intentado comprar la empresa por millones de euros, pero que no la quiso vender, teniendo incluso dentro de sus mentores a Rafael  Garay”, dijo.

Si bien la querella fue presentada sobre la base de al menos cuatro personas, Merino aseguró que dentro de los próximos días, otras dos se sumarán en calidad de querellantes, sin que ello implique cerrar la puerta al arribo de más “víctimas” a futuro. Considerando solo a las cuatro personas ligadas a la querella “original”, el monto supuestamente defraudado asciende a 50 millones de pesos. Aquella cifra no contempla la “rentabilidad” en su instante prometida.

 

VÍCTIMAS

Respecto a las víctimas, se indicó que se trata de personas “conocidas y cercanas” al dueño de la empresa, principalmente de la tercera edad, oriundas tanto de Curicó, Licantén, Hualañé e Iloca.

“Una fue su profesora de básica, que invirtió toda su jubilación, el bono de retiro voluntario. Otra fue una amiga de esta profesora”, acotó. Cabe apuntar que por los mismos delitos, también fue formalizada la madre del propietario de la empresa, quien según Merino, era quien le entregaba “un soporte bancario al negocio”, pues su hijo carecía de una cuenta corriente, ya sea a título personal o bien por la mencionada firma. “Era quien cobraba las platas a través de vale vistas que le entregaban los clientes”, dijo.

 

ARRESTO DOMICILIARIO

Si bien tras la formalización, la parte querellante solicitó al Juzgado de Garantía curicano que se aplicara a los imputados la medida cautelar de prisión preventiva, el tribunal la desestimó, acogiendo en definitiva, lo planteado por el Ministerio Público, es decir, un arresto domiciliario total, al menos durante el período inicial de la investigación, que será de cuatro meses. Si bien los imputados arriesgan “penas efectivas”, lo que las víctimas buscan es que se pueda establecer la “ubicación” del dinero defraudado, con la idea de conseguir su reembolso.

Volver

Comentarios