Miércoles, 21 de Noviembre de 2018
Indicadores económicos UF: Dólar: Euro:

Calidad del aire

Cielos Nubosos
Durante el Congreso del Futuro

Jack Szostak, Premio Nobel de Medicina, razonó sobre el origen de la vida

El destacado científico analizó un conjunto de teorías desarrolladas que tratan sobre la aparición de la existencia en el planeta

Periodista: Diario El Centro - Fecha de Edición: 12 de Enero 2017

TALCA.- Como parte del VI Congreso del Futuro que se desarrolla simultáneamente en varias regiones del país hasta el 14 de enero, Jack Szostak, Premio Nobel de Medicina 2009, disertó ayer en las instalaciones de la Universidad de Talca sobre cómo la vida pudo tener su origen gracias a la función del ácido ribonucleico (ARN) como antecesores del ácido desoxirribonucleico (ADN).

“El origen de la vida puede ser el ARN (…) Creemos que las células primitivas o simples podrías haber evolucionado, convirtiéndose en una vida más compleja”, puntualizó. En su opinión, para descubrir el verdadero origen de la vida, es preciso cuestionarse sobre teorías de la evolución. Por tal razón, se encuentra trabajando en descubrir cómo emergen células primitivas a partir de sustancias químicas simples.

A pesar de que la duda sobre el origen de la vida ha estado latente en la sociedad por siglos, explica el científico, es hasta ahora cuando se cuenta con las herramientas tecnológicas necesarias para descubrirlo. “Tenemos la esperanza de que en la próxima década vamos a comprenderlo realmente y a un nivel más profundo”, dijo.

Szostak enfatizó sobre la importancia que tiene entender cómo se originó la vida y cuál es el lugar que ella ocupa en el universo. “Esto, sin duda, es una parte muy importante de nuestra cultura; una razón muy poderosa para perseguir este tipo de ciencia”.

 

EL CIANURO Y

SU SECRETO

Jack Szostak aseguró que el origen de la vida es un tema fascinante, pero a la vez complejo de estudiar porque todavía no queda claro para la ciencia cuáles eran los procesos químicos que ocurrieron en la Tierra primitiva.

A pesar de esta realidad, comparte la teoría de que las moléculas principales de la vida se pudieron formar a partir de un compuesto tóxico: el cianuro. “En la Tierra primitiva era fácil conseguir este elemento por la atmósfera que había. Es decir, lagos, volcanes y calor subyacente”, explicó el Premio Nobel.

El invitado internacional aprovechó la oportunidad para resaltar que la complejidad y diversidad de la vida “es el resultado de miles de millones de años de evolución”. Destacó particularmente que la “vida surgió como resultado de una serie de eventos, muchos de ellos muy simples y, de hecho, casi inevitables”.

 

VIDA EN OTROS

 PLANETAS

El también profesor de Harvard no duda sobre la existencia de vida en otros planetas. En su opinión, esta teoría cobra fuerza luego de que se descubrieran tantos exoplanetas pequeños y rocosos como la Tierra y que orbitan alrededor de estrellas parecidas al Sol.

“Podríamos pensar que  en ellos se dan condiciones químicas y ambientales como las que hubo en la Tierra primitiva y, por tanto, se puede dar lugar a formas de vida similares”, precisó.

Volver

Comentarios