Martes, 13 de Noviembre de 2018
Indicadores económicos UF: Dólar: Euro:

Calidad del aire

Intervalos nubosos con lluvia debil
Candidato a la presidencia nacional de DC, Humberto Burotto:

“La Democracia Cristiana debe ser la espada y el escudo de los pobres y desatendidos”

De cara a las elecciones internas del Partido Demócrata Cristiano, el 27 de mayo, el contendor a la presidencia nacional aspira a la regionalización de esta tienda política, así como regresar a las bases que en sus inicios caracterizaron al partido que, según aseveró, “está en crisis”.

Periodista: Diario El Centro - Fecha de Edición: 21 de Mayo 2018

TALCA.- El Partido Demócrata Cristiano celebrará el domingo 27 de mayo las elecciones internas para decidir quién será el nuevo representante de dicha organización. Un sinfín de señalamientos han venido empañando a la DC, sin embargo, uno de sus contendores asegura tener la fórmula y la fuerza para llevarlo adelante.
Humberto Burotto, fue años atrás, presidente de la principal federación de estudiantes del país. Comenta que lideró la organización de la Confech, donde dio sus primeros pasos en el mundo de la liberalización de luchas sociales.


“Fue un año muy difícil del ‘85. En ese periodo nosotros encabezamos la lucha de desobediencia civil pacífica contra la dictadura del general Pinochet y fuimos un actor importante en armar la lucha que se llamó la asamblea de la civilidad, que finalmente es la reunión de todas las organizaciones sociales del país, campesinas, estudiantiles, mapuches, comerciantes, transportistas, gremios, colegios profesionales. Fue la mayor organización social del país de la historia y esa fue la presión política que obligó al general Pinochet a reconocer los resultados del plebiscito en las elecciones del NO”, expresó el candidato.
Burotto contó que fue 15 años consejero nacional de la Democracia Cristiana, pero fue hasta el 2006 cuando ocupó el cargo como gobernador provincial de San Antonio.
Su contacto con las necesidades de las personas cuando ejerció como gobernador y su lucha en movimientos estudiantiles, le hicieron desarrollar un agudo sentido crítico de las políticas públicas y asegura que las mismas deben beneficiar directamente las necesidades de los sectores olvidados.
“Hay un fundador de la Democracia Cristiana que decía que hay que ser la espada y el escudo de los pobres. Yo le agregó también, de las capas medias, de las pymes, de las mujeres y de todos los que estén en situación de defensa de sus derechos”, dijo el también sociólogo.

 

PROPUESTA
La propuesta, que asegura le diferencia de su contrincante, es que representará las verdaderas necesidades de la población y ellas tienen estrecha relación con el modelo económico que se tiene para ofrecerles.
“Nosotros tenemos un diagnóstico de la crisis y el malestar de la ciudadanía con la política, la corrupción, los abusos, colusiones e imperfecciones del modelo económico chileno y la baja intensidad de la democracia”, destacó.
Asimismo, reveló que los principales problemas son tener un modelo concentrador y rentista, según dijo, las que tienden a provocar distorsión en los mercados.
“La gente tiene una ligera sospecha de que sus representantes políticos, representan más quién financia sus campañas”, agregó.
Aclaró que no tienen problemas con el mercado, de hecho, en su propuesta está el poder llegar a profundizarlo y desarrollarlo para que sean más competitivos.
“Nosotros no tenemos problemas con el mercado, de hecho, somos partidarios de profundizar los mercados, queremos hacerlos mejor mercado, el mercado del cemento, del yogourt, de las papas, de las cebollas. Todo lo que es productivo, que no tiene que ver con la salud y la educación, nosotros creemos que hay que profundizarlo mejor”.

 

REGIONALIZACIÓN
El aspirante a jefe de partido, aseveró que ha tenido la oportunidad de visitar la Región del Maule en distintas ocasiones y, en miras a una restructuración del partido que pudiese avizorar la descentralización de Democracia Cristiana, sostuvo un encuentro con la dirigencia maulina para conocer las necesidades de este territorio.
“No es la primera vez que vengo, ahora vengo como candidato pero hemos tenido comunicación con las autoridades, con el alcalde y varios concejales. La lógica de la Democracia Cristiana es hacer modificaciones importantes en el tipo de gestión que tenemos, creemos en los debates horizontales”.

 

REGRESO A LAS BASES
Al preguntarle sobre la situación actual del partido, mismo que es cuestionado por atravesar una crisis, responde que la solución a ello es regresar a las bases y construir un verdadero liderazgo.
“Se propone regresar a las bases por el malestar de los militantes, el cual tiene que ver con la ausencia de construcción y liderazgo. Nosotros creemos en los malos resultados que ha tenido la Democracia Cristiana, entre otras cosas porque nos ganó Piñera, fue así porque hicieron las cosas mejor y los apoyó el pueblo”.
Los hechos de corrupción dentro del mismo partido es un problema que, según enfatiza, ha empañado a todos los demás militantes que si quieren participar en una verdadera acción de cambio del país. Explicó que desde la dirigencia de DC se financian muchas campañas internas que terminan siendo cuestionadas.
“Nosotros queremos ser el recambio, por ejemplo, en materia de corrupción la gente nos crítica y nos mete en el mismo saco de aquellos que han hecho errores cuestionables. Mucha gente de la Democracia Cristiana ponemos plata de nuestros bolsillos, trabajamos y apoyamos a la gente y luego de eso nos damos cuenta que nos engañaron”, sostuvo.


Anaís Duque

Volver

Comentarios