Martes, 20 de Noviembre de 2018
Indicadores económicos UF: Dólar: Euro:

Calidad del aire

Intervalos Nubosos
Según un estudio de la Fundación Sol

La región del Maule sigue con los salarios más bajos del país

Ello trae consigo el endeudamiento mostrando un alza en la morosidad de los maulinos durante el presente año.

Periodista: Diario El Centro - Fecha de Edición: 25 de Agosto 2018

TALCA.- El estudio realizado por la Fundación Sol “Los verdaderos sueldos de Chile” ubica a la región del Maule en el ultimo lugar con el promedio de salarios más bajos de todo el país.
Según la investigación de dicha fundación la mitad de los trabajadores de la región tiene un ingreso igual o inferior a $300.475 y el 80% gana menos de $520.000 (monto que es inferior al promedio nacional de $554.493).


Otro de los resultados preocupantes en el panorama actual del valor de la fuerza de trabajo es que mientras los hombres reciben como pago promedio 329 mil pesos; la mitad de las mujeres de la Séptima región tiene un salario igual o menor a $280.000, donde solo el 20% de ellas gana más de $470.755.

 

CONSECUENCIAS
El investigador de la Fundación Sol, Recaredo Gálvez, afirmó que la forma que las personas han optado para poder compensar los bajos ingresos de los salarios es el endeudamiento, siendo alto el número de personas a nivel nacional que se encuentran endeudadas, un indicador del bajo alcance de disposición salarial que tiene el país.
Para graficarnos esta realidad, el estudioso de la Fundación Sol señaló que en el país existen más de 11 millones de personas con deudas.


El investigador hizo referencia a otras de las consecuencias de cómo se están sopesando estos bajos ingresos en el país al señalar que el número de deudores morosos entre marzo de 2012 y junio de 2018 pasó de 1.390.127 a 4.482.547, indicador que se triplicó en un poco más de un lustro.
Con respecto a este particular, Gálvez se refiere que en la Séptima Región estos elementos de endeudamiento tienen como resultado una morosidad que en promedio alcanzó el 1.280.000 pesos en el 2017, ascendiendo en la actualidad a $1.344.000 según Equifax, demostrando el incremento de este indicador como signo latente de la precariedad salarial que padece la región.

 

SUBEMPLEADOS
El estudioso agregó que en el caso de los subempleados se registran a nivel nacional unos 672 mil, cifra que demuestra la condición estructural de los asalariados, donde estas personas contratadas a jornada parcial en el país reciben menos de 130 mil pesos por el trabajo que desarrollan.
Con respecto a este particular la región vuelve a destacar negativamente, donde los contratados “part-time” reciben menos de 120 mil pesos.


Gálvez asevera que esta realidad es síntoma del marcado atraso salarial que vive Chile, si se tiene en cuenta que se habla de un país que según el Fondo Monetario Internacional proyecta unos 24 mil dólares per cápita, siendo un elemento bastante contradictorio con la realidad vivida por el chileno de a pie.
Según Gálvez, en esto incide en cierta medida, que en Chile tiene una negociación colectiva restringida a nivel de empresa, provocando la inexistencia de éstas a nivel sectorial, las que podrían dar cobertura a trabajadores que no estén sindicalizados o trabajadores de sectores altamente precarizados.

 

POBREZA
ENMASCARADA
El estudioso declaró que si se realizara una simulación en base a la misma encuesta Casen, restándole los ingresos por subsidios el indicador de la pobreza se duplicaría, considerando Gálvez que en estas mediciones no se deberían contabilizar los bonos y transferencias que le realiza el Estado a los sectores más vulnerables, unido el alquiler imputado, mecanismo de cálculo en relación al costo del arrendamiento estimado de una vivienda en determinado sector, el cual es valorado como un ingreso de la persona, a pesar que el inmueble sea de su propiedad.
“Esto más que todo es un elemento que se utiliza para hacer una consideración estadística, pero no es parte del ingreso real de estas personas. Si limpiamos estos dos factores, el subsidio estatal y el alquiler imputado, la tasa de pobreza para la Séptima Región mostraría una realidad mucho más preocupante”, declaró Recaredo Gálvez.

 

Michel Hechavarria

Volver

Comentarios