Domingo, 23 de Septiembre de 2018
Indicadores económicos UF: Dólar: Euro:

Calidad del aire

Cielos Nubosos
Juan Castro, renunciado alcalde de Talca y aspirante al parlamento

“No cabe duda que el fiscal está presionado para cumplir con la obligación de formalizar”

En entrevista en el programa “Políticamente” de TVCentro, emitido ayer, quien deja en los próximos días el municipio para intentar ser senador, insistió que los antecedentes judiciales no tienen peso y defendió la posibilidad que tiene de hacer negocios como particular

Periodista: Diario El Centro - Fecha de Edición: 14 de Noviembre 2016

TALCA.- A pocas horas de dejar el cargo y con una victoria parcial en tribunales, el alcalde, Juan Castro, hace un repaso de los ocho años al mando del municipio de Talca, el mismo que en el último tiempo ha tenido demasiada acción ante la justicia por escándalos reñidos con la probidad.

La renuncia al cargo tiene una explicación que hace tiempo era un secreto a voces, aunque ni siquiera tan secreto: Castro va por un cupo senatorial que se disputará en las elecciones del año 2017 y, para ello, debió cerrar el ciclo municipal, no exento de polémicas.

En conversación con el programa “Políticamente” de TVCentro - que se exhibió anoche- la máxima autoridad comunal entregó un balance de su gestión, pero también se refirió a su situación judicial.

En lo estrictamente relacionado con su labor al mando de la municipalidad talquina, Castro señaló que “se ha trabajado con mucho respeto hacia la gente, con transparencia y honestidad. Me siento muy tranquilo y agradecido del equipo humano que me ha llevado a trabajar por el bien de la ciudad”.

LO BUENO Y LO MALO

Consultado por el caso de tener que elegir para destacar un aspecto positivo y uno negativo de su gestión, el alcalde talquino manifestó que “el punto a favor es todo lo que hemos avanzado como ciudad. Tuvimos un terremoto de por medio, pero son muchas las obras que se han hecho como administración comunal”.

Respecto a lo negativo, dijo que “es lo que uno no alcanza a hacer. Una de mis ideas era desarrollar un edificio consistorial y no pudimos hacerlo; el terminal de buses está en licitación y lo más probable es que se declare desierta esa licitación, teniendo que volver a llamar a licitación porque hubo dos ofertas que no tuvieron todos los antecedentes que se necesitan para poder adjudicar; la macroferia también hay que preocuparse de ella y estamos en una etapa de conversaciones pero no hemos podido avanzar más”.

 

Dentro de estos proyectos que menciona, en algunos casos ha existido la intención desde el municipio de externalizarlos, o bien, derechamente, privatizarlos, algo que ha sido foco de críticas hacia su administración…

“La Ley Orgánica establece ciertas responsabilidades pero no establece que el alcalde realice negocios para la municipalidad, porque eso se arranca de la obligación que impone la ley pero los alcaldes siempre queremos hacer más. El terminal de buses es un negocio, la macroferia es un negocio, el mercado es un negocio, el CREA es un negocio…”

 

¿Cómo calza la gente que trabaja en ellos en ese concepto de negocio?

“Como municipalidades cumplimos poco con la ley porque no podemos cumplir. Por ejemplo, la feria de abastos genera recursos que son importantes pero si uno va a Impuestos Internos no aparece la feria de abastos porque no estamos cumpliendo nada tributario, no tenemos ningún giro abierto porque la ley nos impide. Entonces, estamos aprovechándonos de una oportunidad, de un terreno que es municipal para poder cobrar rentas y hacer uso de los ingresos. Es un tema técnico en el que los alcaldes tenemos que tomar decisiones y la mejor decisión es externalizar. Se lo pasamos a la Corporación de Desarrollo (municipal) y se obliga a trabajar con los agricultores y con los comerciantes”.

 

EX CONCENTRADAS

En su administración debió lidiar  con conflictos bien particulares, como fue el Mercado Central, las Escuelas Ex Concentradas y la pugna por los terrenos de la zona colindante a la estación de trenes. ¿Cuál es la crítica y la autocrítica que hace en estos temas en particular?

“Los alcaldes tenemos muchas buenas intenciones para trabajar por la ciudad, pero cuando los políticos se meten a tomar decisiones o a llevar gente a hacer conflictos, todo queda en nada. En el año 2011, que no quepa duda que las Escuelas Concentradas las hubiese tenido funcionando en un terreno de cuatro hectáreas, con multicanchas techadas, con 150 estacionamientos, mil alumnos por colegio con jornada escolar completa, lo que no fue aprobada por las autoridades políticas de turno. Después tuve un par de ideas más que no funcionaron y ahí están todavía las Escuelas Concentradas con problemas y se ha gastado una cantidad de recursos enorme. La responsabilidad es del seremi (Educación), del intendente de turno y de los dirigentes de esos colegios, yo me quito la responsabilidad de encima”.

 

¿No siente que también hay responsabilidad suya en no haber tenido la capacidad de tener acuerdos con las demás partes?

“Las conversaciones que debo tener como alcalde son con el Concejo Municipal, el que en su momento estuvo muy de acuerdo pero hubo un cambio porque los políticos empezaron a intervenir. En el caso del Mercado, trabajamos con un empresario que se  acogió al Financiamiento Urbano Compartido, pero tuvimos problemas con los locatarios y el empresario dijo que seguía adelante. Le pasamos la responsabilidad a este gobierno. En los terrenos de EFE teníamos todo un plan, también con empresarios privados, para desarrollar el terminal de buses, la zona de la 12 Oriente y 1 Sur, es decir, toda una planificación y de acuerdo con EFE…”

 

Insisto en preguntar si esa planificación consideraba la opinión de los locatarios, porque es ahí donde nace el conflicto de buscar apoyo en otras autoridades de gobierno…

“Todos los locatarios estaban incluidos, obviamente no se puede incluir a todos en la compra y adquisición de los terrenos porque no tienen ni un peso, ellos siempre esperan que les den y nosotros íbamos a hacer la compra con la empresa privada pero cuando se hizo la licitación aparece el ex intendente Veloso, que fue nefasto para esta región, ofreciendo entregar a EFE mil millones de pesos para que no venda (…) No sé si el Gobierno Regional habrá entregado los recursos pero eso fue una muy mala negociación”.

 

LÍOS JUDICIALES

Es innegable que el segundo periodo estuvo marcado por los problemas extra municipales, principalmente en tribunales. Primero, con concejales formalizados y condenados; y ahora, con una formalización que lo tiene a usted dentro de un trío con otros dos funcionarios municipales. ¿Sigue manteniendo ese concepto que emitió en tribunales tras la primera audiencia, que esto era “una experiencia más”?

“En el tema de los concejales, yo vi un video donde se involucraba a un concejal y tomamos la decisión en el mismo día de hacer la denuncia para que se investigue, destituyéndose a dos concejales. Lo segundo, cuando empezamos el tema personal mío, aparece mi nombre como posible candidato a senador, todo lo que yo hacía era malo. Empezaron una persecución hacia mi persona. Los antecedentes están hace dos años en manos de la fiscalía (…) Lo único que pedían era que Juan Carlos Díaz no fuera candidato a alcalde si es que era formalizado. Logramos conversar con los dirigentes de RN y logramos que Díaz fuera candidato a pesar de estar formalizado porque sabemos que no hay nada de peso. Al día siguiente que se oficializa a Juan Carlos, me toman a mí, con los mismos antecedentes de hace dos años”.

 

De todas maneras, usted mismo dice que son antecedentes que están, independiente el tiempo, desde hace dos años o dos meses. ¿Por qué dice que no tienen peso?

“Porque se pueden inventar muchas cosas y formalizar con hartas imprecisiones pero quien resuelve si eso está bien o está mal son los tribunales de justicia y no el fiscal. Para mí, no cabe duda que el fiscal está presionado para cumplir con la obligación de formalizar”.

 

¿Presionado por quién?

“Sé que hay personas que están detrás de esto, que son de Santiago, viven allá y quieren venir a ser representantes de esta región. Es el juez quien debe determinar si esto tiene peso o no. Yo pude haber cometido una falta y lo reconozco, que fue para el terremoto donde mi empresa le facilita una bodega a la empresa de servicio de barrido porque se le había caído. A los tres meses la administradora les pide que paguen un arriendo y yo te prometo que no lo sabía. Estuvo eso hasta que en el Concejo Municipal me informan y le pedí a la administradora que quite esta bodega y se las pida. Esta empresa estuvo cerca de un año en una bodega de mi propiedad pagando un valor de 500 mil pesos mensuales”.

 

CASO CTS

Igualmente usted reconoce que hubo una falta. Independiente de esa relación con CTS. ¿No ha habido vinculación en términos privados con alguna otra empresa que haya llegado a prestar servicios municipales?

“Mira, yo soy un empresario que tiene varios giros económicos, tengo una empresa constructora, de transportes, de movimiento de tierra, agrícola y la barraca de fierro. Como alcalde, no tengo prohibición de que una de esas empresas le venda servicios a cualquier chileno que quiera comprar en mi empresa”.

 

¿Incluso alguna que le presta servicio a la municipalidad?

“No tengo ninguna prohibición. La única que tengo como alcalde es arrendarle a la municipalidad y venderle productos a la municipalidad, y también darle trabajo a mi familia directa. Es la única prohibición que tengo”.

 

Es decir, es posible que, dentro de los giros que usted tiene, haya una empresa que tenga relación con alguna otra que le presta servicios a la municipalidad.

“A mí no me cabe ninguna duda y soy muy transparente en decirlo que mi empresa Barraca de Fierros Castro, que es la empresa más grande que tengo, le vende fierros a cualquier empresa que le presta servicios a la municipalidad, a algún contratista. Y si ha ido a comprar materiales a esa empresa, yo no tengo ninguna prohibición”.

 

De todas maneras alcalde, ¿no cree que se ve raro ese recorrido que hace una transacción?

“Se puede ver raro, pero la ley dice que no le puedo vender a la municipalidad ni arrendar a la municipalidad (…) Lo que sí tengo claro y la gente tiene que tener la tranquilidad es que ninguna de mis empresas  le ha vendido servicios a la municipalidad”.

 

Claudio Rojas

Volver

Comentarios