Sábado, 22 de Septiembre de 2018
Indicadores económicos UF: Dólar: Euro:

Calidad del aire

Cielos nubosos con lluvia debil
Tío de Emmelyn Canales

“Pido justicia por este brujo sinvergüenza, cuatrero y abusador de menores”

Marcos Vidal dio cuenta del sentimiento familiar tras el desenlace del hecho que tiene a José Navarro acusado de secuestro.

Periodista: Diario El Centro - Fecha de Edición: 11 de Febrero 2018

TALCA.- El primer familiar que supo del hallazgo de Emmelyn Canales, desaparecida desde hace siete días en la zona de Licantén, fue Marcos Vidal, tío materno de la menor, quien previamente había participado activamente de los rastreos. En la madrugada de ayer recibió la noticia de parte del equipo que la buscaba.


“Como a las cuatro de la mañana me avisaron que habían encontrado a mi sobrina, que la derivaron a Curicó porque andaba mojada, parece que con resfriado, así que le iban a hacer una evaluación médica, un análisis completo de todo su cuerpo, ya sea, exterior e interior”, contó.
“Yo le hice llegar a todos los familiares más cercanos, a la mamá, a primos, hermanas, para que estuvieran al tanto de lo que estaba pasando, porque todas las personas estaban mentalizadas de poder ingresar a primera hora de la mañana a la búsqueda. Ellos tenían que tener claro que esto ya se había solucionado, la habían encontrado gracias a Dios, bien, en buenas condiciones. Y nosotros tomamos rumbo con mi hermana (mamá de la niña) inmediatamente a Curicó junto con la psicóloga, personal autorizado de la PDI, de la Fiscalía”, agregó.

 

ALEGRÍA Y ENERGÍA POSITIVA
El ambiente familiar tras su hallazgo lo describe así: “Hay alegría, hay más motivación, hay rostros alegres”.
Cuenta que más que llanto, en su familia hubo cambios de actitud y manifestaciones de alegría. En el caso de la madre, Sandra Vidal, dijo que “en ningún momento se puso a llorar. Solamente, cuando supo, se puso a saltar de alegría, le cambió la cara, su cara con todo esto estaba medio deteriorada. Pero le cambió el color de la cara, el color de los ojos, el color de la piel, y ella sintió esa energía positiva en ese momento, porque el amor de una madre hacia su hija es lo más grande que hay en el mundo”.
“Hasta yo empecé a saltar de alegría, me cambió el rostro, después de haber estado tantos días trabajando en la búsqueda, todo cambió”, agregó.

Se sabía también que el abuelo de la niña estaba pasándolo muy mal, ¿cómo está ahora?
“Mi papá está pasando por un momento bastante complicado. Me decían del hospital de Licantén que se le había hecho un examen magnético para poder ver todos los daños que tenía dentro. Ahí arrojó como cuatro lesiones que tenía, una fractura en la nariz… mal que mal fueron 10 puntos los que tuvo. Eso a lo mejor no se hizo en un comienzo, a lo mejor nos preocupamos de la búsqueda de ella. Él participó, acompañó a la PDI; y eso igual le afectó. Porque lo que dijo el doctor es que él no tendría que haberse movilizado de la casa, necesita reposo. Y es más, el lunes tiene que ir de nuevo para ver la licencia que le va a dar el doctor, desconozco la cantidad que le va a dar, pero va a tener reposo, y ojalá no pasar rabias”.

 

“PIDO JUSTICIA”
¿Habían hecho mandas o algo como eso para que apareciera la niña en buenas condiciones?
“Se hicieron varias cosas, hubo muchas videntes que ayudaron, de Santiago, de los alrededores. También nos reunimos, pedimos por ella, había luz positiva que nos ayudaba y eso fue lo mejor. ¿Sabe la ayuda más grande que tuvimos? El amor, sino se hacen las cosas con amor nunca va a resultar nada. No perdíamos las esperanzas de que apareciera bien”.

¿Qué es lo que esperan ahora como familia?
“Yo lo que pido como familia es justicia, que este tipo ojalá se pudra en la cárcel y que pague por todo lo que afectó a la familia, por todos los daños psicológicos que provocó, por todo el sufrimiento que hizo pasar a toda la comuna de Licantén y alrededores. Eso es lo que pido yo, justicia, por este brujo sinvergüenza, cuatrero y abusador de menores. No tiene nombre como denominarlo este compadre”.

Daniela Bueno

Volver

Comentarios