Martes, 18 de Diciembre de 2018
Indicadores económicos UF: Dólar: Euro:

Calidad del aire

Despejado
En una bodega de Villa Prat

Salud decomisó más de 10 toneladas de materia prima de merkén tóxico

El Minsal notificó en el verano a todas las Seremis del país una alerta sanitaria por merkén contaminado con Ocratoxina A. Desde esa fecha, que la oficina regional analiza las materias primas de este aliño típico.

Periodista: Diario El Centro - Fecha de Edición: 04 de Noviembre 2017

SAGRADA FAMILIA.- Ayer por la mañana, funcionarios de la Seremi de Salud de Curicó y Talca llegaron hasta una bodega ubicada en la calle principal de la localidad de Villa Prat, comuna de Sagrada Familia, provincia de Curicó, debido a que la materia prima para elaborar merkén que guardaban en esa dependencia, contenía altos niveles de toxicidad, constituyendo un peligro para la salud de los consumidores.

La seremi de Salud, Valeria Ortiz, explicó que “estamos decomisando para desnaturalizar la materia prima que se utiliza generalmente para el merkén y otros condimentos. Como contexto, desde enero de 2017 se emitió una alerta alimentaria respecto del merkén, específicamente que contenía una micotoxina producida por un hongo, que está presente en este tipo de alimentos y se alertó a todo el país, haciendo que el programa de vigilancia de micotoxinas fuera centrado en el merkén”.

Es así, como durante todo el año, la Seremi ha tomado muestras en distintos merquenes y a raíz de eso, se logró identificar que hay “más de 10 toneladas aquí, almacenadas en una bodega que no está autorizada por la Seremi de Salud y que tienen presencia de Ocratoxina en altas cantidades y que pueden ser nocivas para la salud”, añadió la autoridad.

 

RIESGOS

De consumirse en grandes cantidades, ese aliño puede dañar los riñones, el sistema inmunológico, es neurotóxico, es decir, puede afectar el sistema nervioso central y es cancerígeno.

Frente a esto, Salud inició un sumario sanitario al local, que cabe señalar es arrendado, pero también se procede a decomisar el producto. “Todavía no se había comercializado este producto, logramos identificarlo antes y, según nos indican, esta es una materia prima que se importó desde Perú, que llegó a Arica y en Arica se pidió el permiso para almacenarlo, pero no para ser trasladado y ese es un proceso que se tiene que hacer con todos los alimentos que trasladan de una región a otra para comerciarlo. La Seremi de Salud libera el producto, le toman una muestra y cuando está sin ningún tipo de riesgo se procede a dar la autorización”, señaló.

En este caso no se solicitó la autorización y se trasladó hasta nuestra región esta materia prima, en condiciones que no eran las adecuadas y, por lo tanto, se desarrolla esta toxina.

TRANQUILIDAD

Las 10 toneladas que se decomisaron no alcanzaron a ser porcionadas ni vendidas, por ende, la autoridad sanitaria indicó que la comunidad puede tener “tranquilidad”, pero además informó que se están tomando muestras permanentemente, no solo en la región, sino que también en el país, a través del Programa Nacional de Vigilancia.

“Esto lo hacemos de manera natural, espontánea, donde vamos tomando muestras en los distintos lugares y también recibimos las denuncias si es que se hace. El Ministerio de Salud nos va alertando también de posibles focos y a través de ellos hemos identificado esta cantidad de materia prima para el merkén”, añadió.

 

Multa

La bodega fiscalizada no tiene autorización sanitaria, no está dispuesta para almacenar ningún tipo de alimento. Si quisiera hacerlo, tiene que tomar todas las medidas necesarias que exige el reglamento. No se prohibirá el funcionamiento de todo el lugar, pero sí, se prohíbe volver a dejar algún tipo de alimento. Las multas pueden ir desde 0,1 a 1.000 UTM, monto que depende de los descargos del dueño de esta materia prima y el contexto general de la sanción, aunque adelantó la seremi Ortiz que se trata de una falta compleja.

 

Karin Lillo

 

Volver

Comentarios