Viernes, 16 de Noviembre de 2018
Indicadores económicos UF: Dólar: Euro:

Calidad del aire

Cielos nubosos con lluvia debil
Es por lejos la demencia más frecuente

Se estima que en 20 años se triplicarán los casos de Alzheimer

Ayer se conmemoró el Día Mundial del Alzheimer, fecha que busca sensibilizar a la población que llevando estilos de vida saludables, puede disminuir en un 35% los casos.

Periodista: Diario El Centro - Fecha de Edición: 22 de Septiembre 2017

TALCA.- En Chile y en el mundo, el Alzheimer es la demencia más común, que acapara entre un 60 y un 70% de los casos, constituyéndose en una de las principales causas de discapacidad y dependencia entre las personas mayores.

La demencia es un síndrome que implica el deterioro de la memoria, el intelecto, el comportamiento y la capacidad para realizar actividades de la vida diaria.

El doctor René Meza, neurólogo del Hospital Regional de Talca, explicó que “es una enfermedad que afecta a varias funciones cerebrales, donde la memoria es la que se afecta principalmente. Por ejemplo, fallas de planificaciones en el día a día, falla en la estructura y en el bagaje del lenguaje como tal, entre otras. Si bien no hay cifras regionales ni nacionales, se sabe que por prevalencia, hay cerca de 200 mil personas con Alzheimer en Chile”.

Lo preocupante es que mientras envejece la población, va a aumentar dramáticamente el número de casos y se estima que en 20 años, se triplicará la cifra.

 

FACTORES

El especialista indicó que la causa del Alzheimer aún no es posible identificarla y literalmente, cualquier persona la puede llegar a padecer. Sin embargo, existen factores que si se conjugan, pueden desencadenar una demencia tipo Alzheimer. “Está el descontrol de enfermedades crónicas, aunque igual está asociado a un factor hereditario. Tener Alzheimer no es una consecuencia normal del envejecimiento. Se ha aumentado la pesquisa, pero por otro lado a veces se sub-diagnostica porque hay pacientes que no consultan porque les falla la memoria, sino que por trastornos del ánimo, del sueño, transformándose en las primeras manifestaciones, de una enfermedad que después va a progresar”, agregó el médico.

Diagnosticar a tiempo es importante y el doctor Meza señaló que la atención primaria de salud y sus dispositivos está preparados para realizar tamizajes, entonces pueden pesquisar los médicos generales e incluso los equipos de enfermería, sobre todo, los que trabajan en programas que tratan a adultos mayores.

“Muchas veces los pacientes no tienen mucha noción de lo que les está pasando y es importante que los familiares compartan sus sospechas de que puede estar presentando sintomatología de Alzheimer. Pero otro elemento que es importante es la pérdida de funcionalidad, cuando deja de hacer cosas que antes hacía”, sostuvo.

 

PREVENCIÓN

El mejor tratamiento para los pacientes con Alzheimer según el especialista, es el manejo no farmacológico y esto implica que debe existir una educación en los familiares en torno a cómo ir abordando este tipo de enfermedad, que está en curso y es irreversible. Por ejemplo, en el manejo de los problemas del sueño que se van a ir generando, los trastornos en el ánimo, es como ir mitigando la sintomatología asociada a la enfermedad de base.

“Es tan bajo el impacto del tratamiento farmacológico que es mejor educar a los familiares. Pero en general, la mejor manera de prevenir el Alzheimer es prevenir todas las condiciones que van en contra de la vida saludable, es decir, evitar fumar, realizar actividad física, tener una constante motivación social y familiar. Cuando uno establece el diagnóstico de Alzheimer uno ya sabe que tiene una condición que es irreversible y que será progresiva, a diferencia de otras demencias, el Alzheimer es lentamente progresivo. Es importante que los familiares se vayan anticipando a las problemáticas que le van a ir ocurriendo al paciente, por ejemplo, más riesgo a infecciones, más expuestos a caídas, a que se pierdan, etc.”, explicó el neurólogo.

  

La enfermedad en la etapa temprana

A menudo pasa desapercibida, ya que el inicio es paulatino. Los síntomas más comunes incluyen: tendencia al olvido, pérdida de la noción del tiempo, desubicación espacial, incluso en lugares conocidos, que pueden exacerbarse y desembocar alteraciones

 

Karin Lillo

 

Volver

Comentarios