Lunes, 24 de Junio de 2019
La próxima semana arriba el liquidador, Nelson Machuca

Tribunal decretó la quiebra de Clínica del Maule

El gerente general del recinto asistencial, Ramiro Andrade, espera que el edificio sea adquirido por un nuevo operador y que, en el mejor de los casos, los trabajadores sean recontratados.

Periodista: Karin Lillo - Fecha de Edición: 25 de Mayo 2019

Sociedad Clínica del Maule S.A. fue fundada en 1984 y desde esa fecha se transformó en el prestador de salud privada más grande de la región. Desde hace un par de años, eso sí, venía mostrando otra realidad, con trabajadores manifestándose por sueldos y cotizaciones sin pago, y poco a poco la situación financiera se fue haciendo insostenible.


El abogado de la clínica, Gustavo Ávila, informó que “ayer (jueves) tuvimos audiencia en el Primer Juzgado Civil de Talca, es el juicio que se está conociendo respecto a la reorganización judicial de Clínica del Maule. En ese tribunal, en esa causa, con fecha de ayer 23 de mayo de 2019, decretó la liquidación de Sociedad Clínica del Maule S.A. La empresa está en quiebra formalmente, se designó un liquidador que es el abogado Nelson Machuca y él tiene que venir a la clínica para poder tomar el control y ver la forma cómo él le cumple a los acreedores. Eso depende exclusivamente del liquidador”.
El síndico tiene 10 días para comparecer ante el tribunal, sin perjuicio que la gerencia de la clínica y el abogado están haciendo todas las gestiones para tomar contacto con él.

 

ERA LO LÓGICO
Este desenlace era el esperado por el nuevo directorio. “Estábamos en un proceso de liquidación, en insolvencia total, cerrados y éste era el paso siguiente. Este es el capítulo de cierre judicial de la clínica. Ahora lo que viene dentro de la Ley de Insolvencia y Reemprendimiento, es que se establece el liquidador que fue propuesto por los acreedores”, indicó el gerente general de Clínica del Maule, Ramiro Andrade.
A partir de este momento las deudas de la clínica se congelan, los acreedores comenzarán a verificar los créditos, a reconocer sus créditos en el juicio, para que las deudas no sigan creciendo.

 

TRABAJADORES
276 trabajadores tienen contrato vigente con la clínica, algunos de ellos están con licencia médica, otros haciendo uso de sus vacaciones y un grupo que llega todos los días a cumplir horario en el edificio.
“Cuando se establezca el liquidador y tome el control administrativo de todos los bienes de la clínica, lo primero que hace es entregar desvinculación a todos los trabajadores conforme a la Ley de Quiebras, siendo éste el primer proceso de la ley. Por así decirlo, él tiene que desocupar la clínica para empezar a ver cómo lo va hacer con los bienes”, señaló Andrade.
Por último, el gerente fue enfático en agradecer a cada trabajador de la clínica que se mantuvo hasta el final, soportando las inclemencias propias de un proceso tan complejo como el que atravesó el tradicional centro de salud. “Esto no ha sido fácil, los sindicatos se han portado súper bien, han sido leales y prudentes. Hemos tenido que sostener, entre los pocos que quedamos, un ambiente laboral bien complejo. Es necesario reconocer a los trabajadores que se mantuvieron hasta el final de este proceso”, manifestó.

Volver