Martes, 18 de Septiembre de 2018
Indicadores económicos UF: Dólar: Euro:

Calidad del aire

Cielos nubosos con chubascos tormentosos
El martes terminaron con su aislamiento

Vecinos de Maquehua confían en que los ayudarán a salir adelante

Estuvieron alrededor de tres semanas solo conectados a través de un catamarán que los llevaba a Constitución; ahora ya cuentan con el tren. Lo que queda dicen, son los temas de vivienda y trabajo

Periodista: Diario El Centro - Fecha de Edición: 25 de Febrero 2017

CONSTITUCIÓN.- Tras los incendios forestales los vecinos de Maquehua, la última estación del ramal Talca – Constitución antes de llegar a la ciudad costera, han sufrido los mismos padecimientos del resto de los afectados por estas catástrofes; pero además la angustiante sensación de estar aislados, ya que desde que ocurrió la catástrofe y hasta el martes pasado, no contaban con el servicio del buscarril, su único medio de transporte público.

Con la alegría de ver de nuevo a su tren correr normalmente, desde este pequeño pueblito sus vecinos comentaron que si bien han recibido bastante ayuda, ahora lo que más esperan es una pronta solución a su problema habitacional, ante lo cual confían en las promesas que les han hecho las autoridades.

“Dijeron que no nos iban a abandonar. Ojalá se cumpla”, comenta Eva Salinas, una vecina que todos los días viaja a pernoctar a Constitución, a la casa de una cuñada, y luego en el día vuelve al lugar donde estaba su casa.

 

EL TRABAJO Y LAS PLAGAS

Los vecinos también piensan en el tema del sustento a largo plazo, ya que si bien ahora tienen lo necesario gracias a las donaciones, la pregunta es qué pasará cuando éstas se terminen. “Aquí mucha gente vivía de sus árboles frutales. Naranjos, duraznos, olivares. Y para que volvamos a tener árboles que produzcan son por lo menos cuatro años”, expresó Carmen Gloria Quiroz.

En efecto, en esta estación como otras del ramal, solían subir muchas personas al tren para llegar a Constitución a vender los productos que cultivaban en sus terrenos. Por ello es que el presidente de la Junta de Vecinos, Juan Villena, ha mencionado la necesidad de que se les brinde ayuda especializada para recuperar huertos y arboledas.

Carmen Gloria y Eva mencionaron, además, que ha aumentado la presencia de roedores y moscas. Esto les preocupa, ya que en carpas ciertamente es más difícil mantener sus cosas protegidas de las amenazas del ambiente.

En tanto el presidente de la Junta de Vecinos dijo no tener antecedentes de este tema, mencionando que probablemente es algo que aqueja puntualmente a un sector. Sí anticipa -acotó- que con las lluvias bajarán muchos roedores, por lo que están en conversaciones con una empresa de desratización que les ofreció ayudarlos.

 

LOS PEORES TIEMPOS

Esta localidad también fue duramente afectada para el terremoto de 2010, cuando estuvieron nueve meses sin el buscarril. Entonces, recuerdan, tenían que pagar embarcaciones que los llevaran por el río a Constitución. “Lo que ganábamos en vender las cositas se iba todo en lo que había que pagar por el transporte”, cuentan.

Hoy nuevamente lo están pasando muy mal, pero aseguran que lejos de irse de su pueblo, su idea es salir adelante nuevamente.

Volver

Comentarios