Martes, 25 de Septiembre de 2018
Indicadores económicos UF: Dólar: Euro:

Calidad del aire

Cielos nubosos con lluvia debil
Patriots, aún celebran

Lo que dejó el Super Bowl

Fue un partido épico, una verdadera fiesta vivieron los más de 77 mil fanáticos y afortunados de presenciar la gran final de la edición 51 del Super Bowl.

Periodista: Diario El Centro - Fecha de Edición: 07 de Febrero 2017

Los Patriots de Nueva Inglaterra volvieron a festejar al vencer a Los Falcons de Atlanta. El mariscal de campo Tom Brady lideró la mayor remontada en la historia de un partido, luego de tener desventaja de 25 puntos y llevó a su equipo a un triunfo por 34-28 en el tiempo extra.

Los Patriots anotaron 19 puntos en el último cuarto, incluyendo un par de conversiones de dos puntos, una realizada por el nativo de Houston, el receptor abierto Danny Mandiola, y otra del corredor James White, que forzaron el tiempo extra y conseguir el título.

 

EVENTO

El evento deportivo más importante del año en Estados Unidos, que se jugó en el campo “NRG”, propiedad del equipo local de los Texans, fue el tercero que se disputó en Houston.

Brady se convirtió en el primer mariscal de campo en ganar cinco títulos de Super Bowl, aunque tuvo que superar a un cuadro defensivo implacable contra él. Pero el veterano pasador de 39 años se reencontró con la fórmula ganadora en el último cuarto con pase de 6 yardas a Amendola.

Brady terminó con 43 de 62 pases, la mayor marca de intentos en la historia del Super Bowl, para 466 yardas y dos pases de touchdown.

Los Patriots consiguieron la mayor remontada en la historia de los Super Bowl, incluyendo la que tuvieron hace dos años cuando superaron una desventaja de 10 puntos para vencer a los Seahawks Seattle. Brady y su entrenador en jefe, Bill Belichick, ganaron su partido de fase final número 25 para conseguir marca. Con el triunfo Belichick se convirtió en el primer entrenador con cinco títulos de Super Bowl.

 

SHOW

Lady Gaga iluminó el estadio del Super Bowl con una actuación vibrante que no incluyó grandes gestos contra el presidente de EEUU, Donald Trump, pero sí mensajes patrióticos y sutiles referencias a la integración de grupos como los homosexuales, los afroamericanos o los latinos.

Con saltos al vacío, juegos pirotécnicos y hasta 300 drones que dibujaron estrellas a sus espaldas, la cantante estadounidense realizó su show en la gran final de la Liga Nacional de Fútbol Americano (NFL), conocida como Super Bowl.

La estrella del pop había prometido un concierto “interesante y emocionante” que tendría como únicos mensajes políticos los mismos que ha defendido durante su carrera: la necesidad de igualdad y la idea de que “el espíritu de este país es de amor, compasión y amabilidad”.

 

Volver

Comentarios