Martes, 13 de Noviembre de 2018
Indicadores económicos UF: Dólar: Euro:

Calidad del aire

Intervalos Nubosos
Aún duele la derrota

¡Qué plancha más grande!

¿Pero no se supone que Rangers iba a luchar por el ascenso? Aquel objetivo se ve muy distante, porque fue goleado por Curicó Unido en la Copa “Ciudad de San Fernando”. Si las cosas no cambian, el Rojinegro seguirá siendo de la “B”.

Periodista: Diario El Centro - Fecha de Edición: 08 de Enero 2017

Hasta en los partidos amistosos hay que ser responsables con la imagen. En una presentación desastrosa desde lo futbolístico y lo táctico, Rangers fue goleado por Provincial Curicó Unido, actual líder del torneo nacional de la Primera “B”, por cinco goles a dos.

Lo que parecía un cotejo atractivo –el del viernes- para el escaso público que concurrió a observar la Copa “Ciudad de San Fernando”, se transformó en un bochorno desde todo ángulo.

Los del río Claro exhibieron un juego descoordinado y una lentitud pasmosa. Esa quedó en evidencia cuando el delantero José Pablo Monreal se llevó al hombro al defensor Jorge Sotomayor.

Además, el Rojinegro presentó futbolistas que se sintieron  incómodos al haber sido cambiados de puesto y una escasa respuesta a la frustración. Solo fue distinto el volante José Pérez, quien con orgullo propio intentó empujar a sus compañeros a cambiar la actitud pasiva  ante un rival que alineó a una base de suplentes.      No fueron citados Santelices, Bugueño, Riquelme, Rebolledo, Cortés, Rivera, Ábalos y Olivera, quienes llevan el peso de la campaña.

 

EL CONTROL

A los curicanos (son los líderes exclusivos e invictos de la competencia del ascenso, a 13 puntos de diferencia con los  talquinos, quienes marchan en la cuarta celdilla, con 21 enteros) les bastó con una formación mixta para asumir el control del partido, establecer una superioridad sostenida en todas las zonas y acertar -incluso-, con la complicidad de las infantiles infracciones cometidas por Sotomayor, Celasco y Verdugo sentenciadas desde el punto penal.

Tan evidente fueron las diferencias, que en los últimos minutos de martirio el técnico Víctor Rivero optó por quedarse sentado en la gradería, la cual le sirvió de improvisada banca para los rojinegros, como asumiendo recién en el tremendo lío en  que se fue a meter. Una triste pasada en la Copa “Ciudad de San Fernando”, en la cual el plantel talquino deberá jugar por el tercer lugar frente al modesto Deportes Santa Cruz. 

En todo caso, vale recordar que los hinchas pidieron la cabeza del técnico, Héctor Almandoz luego de la derrota contra San Marcos de Arica, en el Estadio Fiscal. Fueron escuchados por la directiva, pese a que el transandino nunca pudo lograr  que su equipo tuviese una identidad futbolística. A ello, se sumaron  los cada vez más frecuentes problemas de camarín. Una apuesta más de la directiva que no funcionó. 

 

ENTRADA

Víctor Rivero, quien estaba sin dirigir después de su pasada por San Luis de Quillota y Everton de Viña del Mar, tampoco ha podido dar con el tono. Parece incomprensible  lo que pasó en San Fernando, pero así están las cosas, por ahora, en un plantel donde el relajamiento se hizo evidente en el pleito ante los curicanos.

Lo bueno hubiese sido terminar con la bandera a tope en un conjunto conformado por profesionales. Es de esperar que las cosas cambien a futuro, porque Rangers tiene más de cien años de rica historia. Y, por lo general, siempre acostumbra luchar por cosas importantes.

 

5-2

 fue goleado el Rojinegro por la escuadra de Curicó Unido. En los del río Claro anotaron Nino Rojas (15’) y Miguel Ángel Orellana (57’). Mientras que en los del Maule norte convirtieron  Gary Tello (22’), Mikel Arguinarena (29’), Eric Godoy (33’) y Javier Elizondo (59’ y 82’).

 

Volver

Comentarios