Miércoles, 23 de Mayo de 2018
Indicadores económicos UF: Dólar: Euro:

Calidad del aire

Intervalos Nubosos
UCM y OIM celebraron foro El Sector Empresarial y la Migración Laboral

Desinformación sobre derechos limita participación laboral de inmigrantes en Chile

Especialistas refieren que los grupos profesionales deben participar en las áreas de su especialización, a fin de que sus conocimientos sean de beneficio para la producción chilena.

Periodista: Diario El Centro - Fecha de Edición: 25 de Noviembre 2017

TALCA.- Un desafío en el que Chile requiere la participación de todos. El flujo de inmigrantes que ha arribado al país en los últimos años, toma por sorpresa a los diversos actores sociales, que se muestran rebasados por la creciente ola de ciudadanos extranjeros que inicialmente se insertan en el mercado laboral, a propósito de sumarse a la dinámica de la nación.
Motivado al valor que toma el componente migratorio, no solo por su aporte productivo, sino también por tratarse de seres humanos con derechos mundialmente reconocidos, la mañana de ayer se celebró en el auditorio del Centro de Extensiones de la Universidad Católica del Maule (UCM) el foro El Sector Empresarial y la Migración Laboral en la Región del Maule, convocado por la Organización Internacional para la Migración (OIM).

 

DENUNCIAS
Ana Bell Jaras, encargada de relaciones internacionales de la Dirección de Trabajo, destacó el carácter de “sujeto social del inmigrante” y su “valiosa inserción al campo laboral”.
Puntualizó que principalmente se suman a los sectores comercio, restaurantes y hoteles, servicios domésticos, bienes inmuebles y servicios; según temporada, también en el área agrícola. Una proporción de estos igualmente ingresa al país para la inversión.
Pero la denuncia por malas prácticas laborales igualmente muestra crecimiento. Las quejas se centran en áreas similares a las denunciadas por los chilenos, como escrituración de contratos de trabajo, jornada de trabajo y materia provisional. A esta lista se sumó la discriminación.

 

PERFIL
Jorge Bustamante, coordinador del programa Los Migrantes y las Ciudades de la OIM, indicó que una de las tareas pendientes es la caracterización actualizada del inmigrante, ya que sólo se cuenta con estudios de 2012.
No obstante, expresó que el flujo migratorio es objeto de vulneraciones a partir de estereotipos, razón por la cual “un próximo paso será reconocerlos como movilidad humana y no migración”.
Del caso venezolano, destacó que se trata de profesionales capacitados. No obstante, un porcentaje importante de estos, labora en áreas que no son de su especialización. En este sentido, expresó que su justa inserción en el mercado laboral, permitirá que sean de mayor aporte a la sociedad.
Mientras más información exista en materia de derechos laborales, iguales para chilenos e inmigrantes, mayor visibilidad habrá de las violaciones a sus garantías.
Bustamante destacó que nacional e internacionalmente se suman esfuerzos para superar estas brechas que limitan derechos humanos básicos como el de la movilidad. Acotó que desarrollan dos procesos globales en la materia: Pacto Mundial para la Migración y la Agenda para el Desarrollo Sostenido, ambos enfocados en facilitar la movilidad ordenada y segura de las migración.

 

CONCEPTO ÉTICO
Enrique Muñoz, investigador del Centro de Estudios Migratorio de la UCM, manifestó que las garantías de trabajo moral y ético a estos grupos están relacionadas con la justicia social establecida a partir del reconocimiento de la relación de migración, que persigue establecer equidad, a partir del nexo cultural y relacional.
Como parte del proceso de adaptación e inserción de los inmigrantes al sistema laboral, aseveró que debe existir acceso oportuno a la información sobre los derechos en el área, igualdad de trato, mismo goce de derechos humanos y acceso a los servicios públicos competentes.

 

EXPERIENCIAS
Carolina Martínez, gerente de operaciones del Hotel Casino Talca, compartió su experiencia en la contratación de inmigrantes.
Destacó el entusiasmo y disposición de ciudadanos colombianos, peruanos y venezolanos, como un importante agregado al servicio.
La inserción de personal extranjero inició por la ausencia de postulantes a los puestos en áreas como recepción, restaurante, bares y otros, razón por la cual actualmente el 7% de su personal es extranjero.
Por su parte, Marlon Jiménez, subgerente de Frutasol, compartió su experiencia como inmigrante colombiano y comparó las condiciones actuales de inserción laboral, que indicó son favorables.
Destacó el valor de la figura de contrato por motivos laborales, implementada en marzo de 2015, la cual les permite dar trabajo a extranjeros aún sin cédula de identidad chilena.
Mediante este documento, pueden solicitar su primer permiso de trabajo y gozar de iguales beneficios que los chilenos.

 

Desafío en puerta

El académico Jorge Burgos, en representación de la rectoría de la UCM, refirió que la inserción laboral del inmigrante, es un desafío que demanda de la coordinación y trabajo de todos los actores. Por su parte, Nolberto Girán, jefe de misiones de la OIM en Chile, aseveró que el Maule es la segunda región con mayor solicitud de visas, con un incremento del 51%.
A la actividad se sumó Darko Tapia, director de regional del trabajo en el Maule, quien refirió que el “fenómeno migratorio en la región llegó para quedarse”.


Rosmir Sivira

Volver

Comentarios