Martes, 16 de Julio de 2019

Enel se acogió a última instancia en conflicto judicial por convenio de Riego-Endesa en Laguna del Maule

Periodista: Diario El Centro - Fecha de Edición: 01 de Marzo 2019

SANTIAGO.- La empresa de generación eléctrica Enel presentó un recurso judicial ante la Corte suprema, como última instancia a la que puede abogar esta compañía en su litigio con el Consejo de Defensa del Estado (CDE) por el destino de las aguas de Laguna del Maule, pues con anterioridad obtuvo fallos en contra, tanto en primera instancia y ante la Corte de Apelaciones de Santiago.
Se trata de un recurso de casación que busca revertir la postura de la justicia a la demanda que realizó el CDE, donde está en debate la interpretación del Convenio de Riego-Endesa de 1947. En este punto, los más expectantes son los agricultores y regantes del Maule, en calidad de usuarios privilegiados de las aguas de Laguna del Maule, tal como ellos lo interpretan a partir del convenio.
Fernando Medina, presidente de Agrícola Central, confirmó que esperaban que la empresa energética asumiera esta postura, quién destacó que la tesis presentada por Enel no se corresponde al recurso por el que abogaron, “utilizando argumentos que están absolutamente rebatidos, no solamente por el fallo en primera instancia, sino que también por los propios manuales de Endesa”.
Los procedimientos de actuación por el cual se rige la operatividad de la laguna Invernada son contrarios a los argumentos presentados en esta ocasión de Enel, según Medina. “Por lo tanto, lo que está queriendo decir Enel es que quiere cambiar la interpretación del convenio de 1947 de forma absolutamente antojadiza, intentando anular el juicio de primera Instancia, porque no le convienen los resultados”, expuso.
El dirigente gremial señaló que las posibilidades que tiene Enel de triunfar en esta última instancia son muy escasas, dado a la contundencia de los dos fallos anteriores. Sin embargo, advirtió que de revertirse este fallo judicial, los agricultores y regantes manifestarían su inconformidad mediante protestas en la vía pública.
Por su parte Enel -mediante un comunicado- manifestó que “estamos utilizando la instancia que permite la ley y por eso recurrimos a la Corte Suprema. Desde nuestra perspectiva, el fallo aborda materias que no son el punto central de la controversia y es necesario resolver, así como la interpretación que se hace del convenio (1947)”.
“Queremos destacar que la situación del embalse tras el fallo, no modifica en nada la forma en que se han utilizado los recursos de agua de la cuenca del Maule en los últimos años”, agrega la nota.

Volver