Domingo, 23 de Septiembre de 2018
Indicadores económicos UF: Dólar: Euro:

Calidad del aire

Cielos Nubosos
Intervención del sistema de cambio podría ser de efecto tardío

Tasa de cambio del mes despierta análisis y peticiones encontradas

$606,29 por dólar fue la tasa de este martes, es decir, $2,9 más que la más baja marcada en el 2018 de $604,0 del pasado viernes 5 del mes

Periodista: Diario El Centro - Fecha de Edición: 10 de Enero 2018

El comportamiento a la baja de la tasa de cambio, tras la recuperación del precio del cobre y la expectativa positiva luego de la victoria en las elecciones presidenciales de Sebastián Piñera, generan un escenario de pérdida económica para exportadores que piden la intervención del Banco Central (BCC) sobre el mercado de divisas.
Esto comprendería, entre otras maniobras, la adquisición de dólares del mercado por parte de la autoridad monetaria, a objeto de disminuir la oferta y generar incremento en la tasa.
A $606,29 se cotizó ayer el dólar, según observación del BCC, lo que representaría una recuperación de $2,9, luego de su valor más bajo en el año, de $604,0 del pasado 5 de enero.
Vale destacar que el 9 de enero de 2017, la tasa marcaba $665,29 por dólar. El 5 del mismo mes era de $671,78.
Analistas económicos, como Arcadio Cerda, académico de la Universidad de Talca (Utalca), han referido que una intervención del sistema de cambio genera distorsiones, además que la tasa ya ha tenido alzas importantes, a propósito de tomar previsiones ante un escenario de baja como el actual.
La tasa más alta de 2017, se registró el 10 de mayo a $679,05 por dólar.
Al respecto, Andrés Valenzuela, académico de la Universidad Católica del Maule, ha dicho que quizás la medida de intervención del sistema haya sido evaluada por el BCC. Sin embargo, el efecto podría ser tardío, basado en el calendario de exportaciones comprometido por productores frutícolas hacia regiones como Asia.
No obstante, la tasa de cambio debiera regularse en enero, producto de una normalización del valor del cobre.
En su opinión, el tipo de cambio podría mantener un precio como el actual o ajustarse un poco al alza.
En este punto, Fernando Medina, presidente de la Agrícola Central, ha referido que el sector demanda una tasa de cambio sobre los $600. Bajo este monto, el escenario sería complejo, a objeto de cancelar compromisos en pesos, como créditos y otros.
Respecto a la intervención solicitada por sectores exportadores, Valenzuela sostuvo que el medio de intervención fundamental del Banco Central sería la compra de dólares. Sin embargo, toda maniobra posible producirá efectos colaterales.
“Nunca son efectos limpios. Siempre funcionan en dos dimensiones (…) Puede hacer más atractivo el peso, pero por otro lado, se tiene las reformas tributarias de los Estados Unidos que afectan el tipo de cambio a la baja. Es un efecto multivariado”, explicó.
Sobre si se justifica que esta medida sea tomada con base en el contexto de un sector, recordó que retirar dólares del mercado para subir un poco la tasa ayudaría al mercado exportador. No obstante, resta ver si el efecto será a corto plazo, ya que el periodo de envío surge entre diciembre y abril. “No sé si haría un cambio tan rápido”, comentó.
Al consultarle si es posible calcular cuántos pesos recuperaría la tasa cambiaria de tomarse esta medida, indicó que la estimación no es viable ni exacta, porque está relacionada con niveles de inversión y otros.
Rosmir Sivira

Volver

Comentarios