Miércoles, 14 de Noviembre de 2018
Indicadores económicos UF: Dólar: Euro:

Calidad del aire

Intervalos Nubosos
Selección genética del boldo

Una apuesta por la sustentabilidad de este recurso

El Infor está desarrollando un estudio que busca reproducir las plantas con mayores concentraciones de compuestos bioactivos, para reproducirlas y traspasarlos a quienes quieran cultivar este producto, reconocido por sus propiedades como protector del hígado

Periodista: Diario El Centro - Fecha de Edición: 25 de Febrero 2017

TALCA.- Seleccionar material genético de calidad, que estará disponible a fines de 2018, es uno de los objetivos principales que persigue una investigación que está realizando el Instituto Forestal (Infor) sobre el boldo, producto forestal no maderero cuya exportación de hojas el 2015 bordeó las 2.700 toneladas con retornos cercanos a US$5,2 millones en términos globales, y superaron los US$2.000 por tonelada.

Fernando Rosselot, director ejecutivo de esa repartición adscrita al Ministerio de Agricultura, señaló que este estudio, financiado por la Fundación para la Innovación Agraria de dicha cartera,  se enmarca en la Política Forestal al 2035 implementada el 2015.

Agregó que en la investigación sobre el boldo, que comenzó a mediados del 2015  y concluirá el 2018, se están realizando ensayos en dos zonas del país: uno en Santo Domingo y el otro en Longaví, en las Regiones de Valparaíso y del Maule, respectivamente.

El ingeniero forestal explicó que en ambos sectores se ha plantado boldo, para determinar las mejores plantas para colocar en la zona y traspasar esa información a productores. Y precisó que “la idea es tomar toda la cadena de valor, desde el inicio de la recolección hasta la exportación. Nosotros, al investigar para mejorar la especie, estamos dando al pequeño propietario una planta mejorada, que permanezca más en el tiempo, tenga un buen crecimiento, porque cualquiera no sirve, sobre todo considerando el déficit hídrico y el cambio climático”, subrayó.

Asimismo, indicó que la exportación de hojas de boldo tiene que ir acompañada de capacitación a la gente, para que esto pueda ser sustentable en el tiempo. “Hay épocas de recolección de las hojas, formas de podar las plantas, para que este recurso permanezca. De lo contrario, se acabará en un muy breve plazo”, enfatizó.

 

ESTUDIO

Susana Benedetti, gerenta de Investigación, Desarrollo e Innovación de Infor, contó que empezaron con una investigación respecto de dónde y cómo se recolectaba el boldo en el país, y ver cuánto existe. Dijo que se dieron cuenta que hay bastante boldo en Chile y que su exportación (de hojas) ha crecido exponencialmente, desde 1990 a la fecha.

Sin embargo, advirtió que “lo que queda de boldo en Chile está bastante dañado. Si bien hay normas de manejo que tiene la Conaf, éstas no siempre se respetan y, en consecuencia, este recurso está bastante degradado (afectados por plagas, entre otros problemas) y sobreexplotado, si no hacemos algo, se agotará”, recalcó.

La investigadora líder del estudio indicó que “dado que las exportaciones siguen creciendo y también ha aumentado el consumo interno” el Infor inició una investigación tendiente a “hacer cultivos de boldo, que tiene comprobadas propiedades hepatoprotectoras (protege el hígado). Y como es muy lenta su germinación, estamos desarrollando las técnicas de plantación más adecuadas desde el sector sur de Coquimbo hasta la parte norte de Los Ríos, que es donde hay boldo en Chile”.

Agregó que el estudio, también contempla la toma de muestras en dicha zona, las que son sometidas a un “scanner químico, para ver qué compuestos bioactivos presentan, a lo largo de su distribución, para saber cuáles poseen las mayores concentraciones, con el fin de reproducirlos y  resguardarlos”.

Comentó que hay países que están exigiendo a los exportadores información acerca de las concentraciones de los distintos componentes que tiene el producto. Y dijo que “la idea es que estos individuos (plantas) que vamos a reproducir, poder traspasarlos a quienes quieran hacer cultivos. Ese material genético de calidad que vamos a seleccionar estará disponible a fines de 2018, para quienes quieran invertir en este cultivo”, destacó.

La ingeniera forestal señaló que, además, quieren desarrollar distintos esquemas de plantación para aquellos que quieran invertir en una hectárea o más, pero también para huertos de menor tamaño para pequeños propietarios, que luego lo comercialicen en los mercados locales.

 

Exportaciones

Susana Benedetti señaló que los grandes exportadores de boldo son básicamente tres empresas, que tienen vínculos con intermediarios que van por los campos negociando y cosechando en predios de diversos tamaños.  

Acotó que los países que más boldo importan son Argentina, Paraguay y Brasil porque “como comen mucha carne, previenen malestares estomacales agregando boldo al mate”.

Volver

Comentarios