Miércoles, 18 de Julio de 2018
Indicadores económicos UF: Dólar: Euro:

Calidad del aire

Despejado
Con un cargamento de cannabis sativa procesada

Cae pareja de traficantes cuando llegaban a Talca

Los imputados eran seguidos hace cuatro meses por la PDI, hasta que se detectó que viajarían a la Región de Valparaíso para comprar marihuana que estaba destinada a adictos de esta ciudad

Periodista: Diario El Centro - Fecha de Edición: 13 de Diciembre 2016

TALCA.- Por el delito de tráfico de drogas fueron imputados ayer un hombre y una mujer, luego que detectives de la Brigada Antinarcóticos de la PDI de Talca los detuvieran cuando volvían a esta ciudad, desde un viaje a la región de Valparaíso, transportando un cargamento de casi un kilo de cannabis sativa procesada.

Según antecedentes policiales, el decomiso fue de 887,4 gramos de marihuana, además de un vehículo en el cual viajaban ambos imputados y 58 mil 160 pesos en dinero en efectivo, atribuido a la venta de las primeras dosis. La droga fue derivada a la Autoridad Sanitaria para su análisis y posterior destrucción.

Al respecto, el comisario René Isla, jefe antinarcóticos de la PDI, explicó que el lugar de compra de la droga era la localidad de La Ligua, en la región de Valparaíso. Precisó que era el hombre quien realizaba la mayoría de los viajes, mientras la mujer dosificaba y vendía la marihuana utilizando redes sociales.

 

MEDIDAS CAUTELARES

El comisario René Isla precisó que la PDI seguía a ambos imputados desde hacía cuatro meses, añadiendo que al momento de la detención y registro del inmueble de la pareja no se detectaron armas de fuego. Los detenidos corresponden a Sebastián Eduardo Bustamante Toledo y María Elena Castro Cheasu.

El fiscal José Luis González presentó cargos criminales contra ambos imputados. Explicó que la mujer quedó con arraigo nacional y firma periódica ante Carabineros, por cuanto no tiene prontuario. No ocurrió lo mismo con su pareja, quien fue enviado a prisión preventiva porque registra condenas anteriores.

“En su casa se les incautó una balanza digital y papeles recortados, lo que demuestra que para ellos era habitual la venta de la droga. La mujer y el hombre reconocieron su participación en el delito. El plazo de la investigación es de tres meses, a la espera de los informes de pureza de la droga que elaborará el servicio de salud”, añadió.

Hernán Espinoza

Volver

Comentarios