Martes, 18 de Septiembre de 2018
Indicadores económicos UF: Dólar: Euro:

Calidad del aire

Cielos nubosos con chubascos tormentosos
Incluso le cortó un dedo a la víctima

Cárcel para asaltante que golpeó a su conviviente

Joven mujer denunció un historial de violencia intrafamiliar. El último incidente ocurrió en la madrugada de ayer, cuando la golpeó con un palo y la amenazó de muerte con una pistola

Periodista: Diario El Centro - Fecha de Edición: 20 de Agosto 2016

TALCA.- Prisión preventiva fue la medida cautelar decretada ayer por el Juzgado de Garantía de Talca, a petición de la fiscalía, en contra de un imputado de nombre, Carlos Patricio Benavides Valdés, de 27 años, apodado como “El Ferby”, quien registra un prontuario de 12 condenas desde el año 2005 a la fecha.

Se trata en su mayoría de delitos contra la propiedad, así como porte de armas y receptación, incluyendo una condena cumplida de tres años y un día de cárcel que cumplió entre los años 2009 y 2012. Ahora sumó otros tres delitos, luego que su conviviente lo denunciara por haberla golpeado y amenazado de muerte.

La fiscal, Gabriela Vargas, entregó el caso criminal a la Brigada Investigadora de Delitos Sexuales de la PDI de Talca, cuyos detectives entrevistaron a la víctima. La joven, de 18 años, relató que el imputado no sólo la había golpeado con un palo, sino también que la amenazaba de muerte con un arma de fuego.

 

TRES DELITOS

En audiencia judicial, la fiscal Vargas relató al juez, Roberto García Gil, del Juzgado de Garantía de Talca, que la víctima fue derivada a examen físico en el hospital de Talca, donde se reveló que además de tener lesiones por golpes contundentes, registraba también un corte en el dedo índice de la mano derecha y en un glúteo.

A ello suma que en el registro al domicilio del imputado, en la calle 13 y Media Sur con 30 Oriente, la PDI incautó 20 proyectiles balísticos calibre 38 y otros cuatro calibre 9 milímetros. Por todo ello, presentó cargos criminales por lesiones menos graves en violencia intrafamiliar, amenazas y tenencia ilegal de municiones.

A pesar de la oposición de la defensa, el juez envió al imputado a la cárcel  fijó el plazo de cierre de la investigación en 45 días, por estimar que su libertad constituye un peligro para la seguridad de la sociedad y de la víctima. La fiscal explicó que la denunciante se encuentra bajo medidas de seguridad para evitar represalias.

 

Volver

Comentarios