Martes, 16 de Julio de 2019
Se encuentra internado en el hospital de Talca

Confirman que asaltante de joyería fue apuñalado en la cárcel

Periodista: Diario El Centro - Fecha de Edición: 10 de Julio 2019

A través de un comunicado de prensa emitido esta tarde -tras requerimiento de Diario El Centro- la dirección regional de Gendarmería confirmó que el principal imputado por un millonario robo que afectó a la Joyería Labrín, en esta ciudad, fue apuñalado en la cárcel y se encuentra internado en el Hospital Regional de Talca.

 

Se trata de Marcelo Alejandro Espinoza Flies, detenido en la mañana del domingo pasado por personal especializado de Carabineros, durante el tercer operativo de intervención policial llevado a cabo en la Villa Las Américas IX, en el barrio norte de Talca, específicamente, en los edificios cuyos departamentos fueron desocupados y vandalizados.

 

Espinoza Flies era intensamente buscado por agentes del Servicio de Encargo y Búsqueda de Vehículos (SEBV) y de la Sección de Investigaciones Policiales (SIP), ambas de Carabineros de Talca, en coordinación con la fiscalía, ya que incluso se contaba con interceptaciones de sus comunicaciones telefónicas.

 

Todo ello, en el contexto de la investigación por el robo a la joyería, perpetrado por cuatro antisociales, de los cuales, tres vestían mamelucos blancos. Según la fiscalía, uno de ellos era Espinoza Flies, quien utilizó el mango de un hacha para golpear las vitrinas del local, mientras otros amenazaron de muerte al guardia con una escopeta.

 

La fiscalía sindicó a Espinoza Flies como el líder de dicho grupo delictual, por cuanto con posterioridad al robo, comenzó a regalar costosas joyas a personas que ocupaban los mismos departamentos, así como a “pistoleros” del barrio norte, buscando protección. Una de ellas fue sorprendida portando un collar avaluado en casi un millón de pesos.

 

La declaración de testigos, así como las interceptaciones telefónicas, permitieron que la fiscalía presentara cargos criminales contra este sujeto por el delito de robo con intimidación. Así el pasado lunes, el juez, Humberto Paiva, del Juzgado de Garantía de Talca, decretó en su contra la medida cautelar de prisión preventiva.

 

De esta forma, Espinoza Flies volvió al Centro de Cumplimiento Penitenciario (CCP) de Talca, el cual había abandonado recién en marzo del presente año, luego de cumplir una condena de siete años de cárcel por otro delito de robo. Sin embargo, apenas 24 horas después, fue agredido por otro interno en dicha unidad penal.

 

Según el comunicado de Gendarmería, la víctima sufrió una lesión con arma cortopunzante de confección artesanal, resultando con una “herida pared anterior del tórax”. Se agrega que “fue derivado inmediato a la enfermería del penal, donde es estabilizado y trasladado de urgencia hasta el Hospital Regional de Talca”.

 

La nota oficial añade que “permanece hasta el día de hoy hospitalizado sin riesgo vital”. También precisa que “del hecho se dio cuenta al Ministerio Público, instruyendo el proceso investigativo a la PDI. Sin perjuicio de lo anterior, se instruyó una investigación interna, a fin de determinar la eventual existencia de responsabilidad administrativa”.

Volver