Domingo, 23 de Septiembre de 2018
Indicadores económicos UF: Dólar: Euro:

Calidad del aire

Cielos Nubosos
Junto a otros tres antisociales, todos encapuchados

Conscripto detenido por asaltar a pareja de pololos con cuchillo y electroshock

Las víctimas estaban en un mirador del cerro La Virgen cuando fueron abordados por el grupo de delincuentes, quienes redujeron al joven y luego le quitaron el automóvil, siendo uno de ellos capturado tras persecución policial

Periodista: Diario El Centro - Fecha de Edición: 06 de Enero 2018

TALCA.- “Me bajaron a la fuerza, dándome un golpe eléctrico en el abdomen con una especie de linterna de color negro, para luego tirarme al suelo boca arriba y, de igual forma, me amarraron las manos con un alambre de plástico de color blanco, iguales al que utilizaron para atar a mi polola. Posteriormente, estos sujetos se subieron a mi camioneta y se dieron a la fuga”.
En estos términos, un joven de 18 años, estudiante universitario, relató los dramáticos momentos que vivió ayer, cerca de las 01.50 horas, cuando junto a su polola de 20 años -y que también cursa estudios superiores- permanecían ambos en un mirador del cerro La Virgen, en Talca, a bordo de un vehículo marca Chevrolet, modelo Captiva.
Fue en esos instantes, cuando la pareja observó con terrror que eran rodeados por cuatro sujetos, todos con sus rostros tapados con capuchas, uno de ellos, portando un arma que aparentaba ser de fuego, y otro; un cuchillo. Los delincuentes exigían que abrieran las puertas de la camioneta, para lo cual rompieron el vidrio de la puerta trasera del copiloto.

TELÉFONO OCULTO
Ante la amenaza directa a su vida y la de su polola, el joven que estaba al volante levantó los seguros del vehículo. Así, ambos fueron bajados a la fuerza y lanzados al suelo, con golpes, insultos y amenazas de muerte. El dueño de la camioneta, aprovechó la confusión y la oscuridad para ocultar un teléfono entre sus ropas.
Fue un hecho clave, porque un instante después, los asaltantes le amarraron las manos a ambos jóvenes, para luego quitarle el teléfono celular a la niña. Como el joven intentó resistirse, uno de los sujetos le aplicó un golpe eléctrico en el abdomen, con una linterna del tipo “electroshok”.
Así, los asaltantes se apoderaron del vehículo y escaparon del lugar, llevándose también la mochila del dueño del móvil. Su polola logró desatarse en pocos instantes y, alertada por el joven de que tenía guardado su teléfono celular, llamó de inmediato a la central de comunicaciones de Carabineros de Talca.

OPERATIVO POLICIAL
La reacción policial fue inmediata, ya que la central encargó el vehículo a todas las unidades policiales. Así, una patrulla de la Cuarta Comisaría -a cargo de la sargento primero, Gabriela Acevedo, y del sargento segundo, Víctor Fuentes- divisaron la camioneta circulando por la Circunvalación Norte y doblando al oriente en la calle 19 Norte.
Los carabineros comenzaron la persecución, ya que los delincuentes aceleraron el vehículo de inmediato. Pero al llegar a las calles 21 y Media Norte con Avenida Canal de la Luz, detuvieron la camioneta y salieron corriendo en distintas direcciones. Los carabineros se concentraron en uno de los antisociales que portaba un cuchillo.
Finalmente, lograron alcanzarlo en la Circunvalación Norte con 5 y Media Oriente, procediendo al registro de sus vestimentas. El resultado fue que dicho sujeto mantenía la linterna con “electroshock”; además del cuchillo y las amarras plásticas utilizadas para maniatar a las víctimas.
Tras chequear su identidad, se estableció que su nombre era Alejandro Andrés Poblete Olivares, de 19 años, quien dijo ser soldado conscripto del regimiento de Talca. Dicho antecedente fue confirmado por un teniente de Ejército que se encontraba de guardia en la unidad militar.

Hernán Espinoza

Volver

Comentarios