Viernes, 21 de Septiembre de 2018
Indicadores económicos UF: Dólar: Euro:

Calidad del aire

Cielos Nubosos
Alegatos de clausura en juicio contra Alejandra Rojas

Defensor de ex administradora fustigó a los jueces por no asumir sus culpas

Primera sala del Tribunal Oral de Talca programó para hoy la lectura del veredicto, a las 11.30 horas. Matías Balmaceda dijo que su representada ha sido objeto de un “linchamiento público”

Periodista: Diario El Centro - Fecha de Edición: 06 de Mayo 2016

TALCA.- “Arrepentimiento. Esa es la palabra que mi representada dijo que más se asemeja a lo que está sintiendo. Se suma la vergüenza y el perdón, tal como lo dijo en su declaración. Como si fuera fácil sentarse en un estrado y declararse culpable, pero esto no se ve todos los días en un juicio, menos con una actitud transparente”.

En estos términos, el abogado, Matías Balmaceda, quien lideró el equipo jurídico que defendió a Alejandra Rojas, comenzó ayer su alegato de cierre ante la primera sala del Tribunal Oral de Talca, luego de ocho días de audiencias probatorias en contra de la ex administradora del Juzgado de Garantía de esta ciudad.

Balmaceda, quien en fecha reciente defendió al ex senador UDI, Jovino Novoa, destacó que Alejandra Rojas “asumió sus culpas sin involucrar a nadie más en el tribunal. Nunca dijo que tuvo colaboración o que lo hizo en concomitancia con alguien. Ella se equivocó y no hay duda que ha sufrido las principales consecuencias”.

 

“EXPLICACIONES IMPOSIBLES”

En la parte medular de su alegato, Matías Balmaceda  subrayó que “lo que no puede ocurrir es que esto se transforme en una especie de masacre o linchamiento público, aunque lamentablemente creemos que Alejandra Rojas ha sido el foco de persecución en la ciudad de Talca, pero esperamos que ahora tenga un juicio justo”.

“Y lo digo porque basta ver el desarrollo de este juicio, donde hemos tenido a dos jueces tratando de dar explicaciones imposibles respecto a situaciones que por sí solas se caen. Y eso llama la atención. Imparcialidad es lo que pedimos y entiendo que no debe ser fácil, porque parece que se está juzgando al Poder Judicial”, agregó.

Y para ello, Balmaceda citó la declaración del ministro, Rodrigo Biel, de la Corte de Apelaciones de Talca. “Él dijo que aquí se ha dañado la jurisdicción completa de Talca. ¡Qué difícil deber ser juzgar a mi representada con imparcialidad! Yo estoy aquí porque creo y confío en que se puede impartir justicia, sólo en base a la prueba”, indicó.

PARTES ACUSADORAS

En contraparte con la defensa, el fiscal, Francisco Ávila, repasó los antecedentes probatorios expuestos en los ocho días de audiencias, destacando que las declaraciones de los testigos e informes de los peritos bastaron para establecer la existencia de los delitos y la participación de la imputada en los hechos.

Una opinión coincidente con esta posición manifestaron los abogados querellantes, esto es, tanto en representación del juez, Humberto Paiva, del Juzgado de Garantía de Talca, como a nombre de la Procuraduría Fiscal en Talca del Consejo de Defensa del Estado (CDE). Todos ellos coincidieron en exigir veredicto culpable.

Al término de los alegatos, la jueza presidenta de la primera sala, Cecilia Díaz, anunció que el veredicto se dará a conocer hoy a las 11.30 horas. Un dato que recordó el defensor particular es que Alejandra Rojas estuvo un año y dos meses en prisión preventiva, y que a la fecha –durante otros dos años- permanece con arresto domiciliario.

 

Atenuantes

El abogado, Matías Balmaceda, adelantó que pedirá que se reconozcan tres circunstancias atenuantes a favor de la imputada: colaboración con la investigación, reparación del mal causado e irreprochable conducta anterior. Añadió que solicitará aplicar una pena de presidio menor en su grado máximo con el beneficio de la libertad vigilada.

 

Acusaciones

Cinco años y un día de presidio efectivo es la pena que exigió la fiscalía en contra de la acusada, como autora de dos delitos de malversación de fondos públicos y uso malicioso de instrumento privado mercantil. Los querellantes exigieron penas aún más altas e incluso el juez Paiva solicitó una indemnización por daño moral.

 

Volver

Comentarios