Martes, 25 de Septiembre de 2018
Indicadores económicos UF: Dólar: Euro:

Calidad del aire

Cielos nubosos con lluvia debil
Ambos quedaron en libertad, pero con medidas cautelares

Fiscalía imputó a padre e hijo por negligencia en muerte accidental de pequeña hermanita

Investigación determinó que Germaín Ramos había dejado una escopeta para cazar -sin contar con permiso legal- cargada con un tiro y sin seguro, en el living de la casa, al alcance de los niños

Periodista: Diario El Centro - Fecha de Edición: 30 de Diciembre 2016

SAN JAVIER.- Por una acción negligente que provocó un hecho de carácter accidental fueron formalizados ayer Germaín Ramos y su hijo, de 14 años, como autores del cuasidelito de homicidio de Valentina de las Mercedes Ramos Chamorro, de 13 años, hija y hermana de los imputados, hecho ocurrido el lunes pasado.

La tragedia se desató en la vivienda donde vive toda la familia, ubicada en el Arbolillo, en el sector rural de Nirivilo, comuna de San Javier. El día de los hechos, según estableció la investigación de la PDI y la fiscalía local, Germaín Ramos había salido a cazar a temprana hora, con una escopeta calibre 16, sin permiso de tenencia y porte.

Al retornar a la vivienda, el imputado dejó el arma en el living de la casa, cargada con un tiro y sin seguro para el gatillo, para luego salir de la vivienda a fin de reunirse con su esposa. Luego, el hijo de 14 años tomó el arma de fuego y comenzó a manipularla, mientras su hermana miraba televisión sentada en un sillón.

ARRAIGO Y

FIRMA MENSUAL

En dichas circunstancias, el niño percutó accidentalmente el gatillo y el poderoso disparo fue a dar a la cabeza de su hermanita, quien falleció de un traumatismo craneano. A raíz de estos hechos, padre e hijo fueron detenidos por la PDI y se encontraban con ampliación judicial desde el martes, hasta la audiencia de formalización.

Así, ayer ante el juez Alejandro Sumonte, del Juzgado de Garantía de San Javier, el fiscal jefe de dicha comuna, Óscar Salgado, presentó cargos criminales contra padre e hijo como coautores del cuasidelito de homicidio de Valentina Ramos. El padre, por su parte, sumó un segundo delito de tenencia y porte ilegal de armas de fuego.

A petición del fiscal y, sin oposición de las defensas públicas y licitadas, el juez decretó las medidas cautelares de firma mensual y arraigo nacional para Germaín Ramos, mientras su hijo quedó con arraigo nacional y sujeción a la Corporación Abate Molina de Linares, especializada en el tratamiento y reinserción social de menores de edad.

 

“HABER CREADO

EL RIESGO”

A petición de las defensas, el mismo juez fijó en tres meses el plazo de cierre de la investigación. Al respecto, el fiscal Salgado explicó que “en este caso, el Ministerio Público no solo ha hecho responsable al menor en el cuasidelito, como autor material, sino también al padre, por haber creado el riesgo que terminó con la muerte de la víctima”.

“Existen diligencias pendientes, pero en el periodo de investigación se van a poder terminar. Se trata de la declaración de algunos testigos; el informe pericial del sitio del suceso, que va a ser ampliado; y el peritaje de residuos nitrados, que debería confirmar que fue el menor quien disparó el arma y no su padre”, precisó el fiscal.

Óscar Salgado precisó también que “las medidas cautelares se solicitaron en relación a que las penas aplicables a estos delitos, respecto al menor, no lo harán cumplir una sanción en un centro de justicia juvenil. En el caso del padre, la pena probable también es menor, atendida su cooperación y que registra irreprochable conducta”.

 

 

Habla la defensa

El abogado, Alfredo Grandón, defensor del menor imputado por cuasidelito de homicidio, explicó que “no nos opusimos a la ampliación de la detención, justamente porque necesitábamos dos antecedentes claves, esto es, el protocolo de autopsia, más otro antecedente que aún no ha llegado, todo para demostrar nuestra hipótesis”.

“Necesitábamos que el fiscal se formara la convicción de un cuasidelito de homicidio, es decir, una negligencia en el uso de un arma de fuego, y no un homicidio, es decir, que el imputado tuviera el propósito de quitarle la vida a su hermana menor. Con estos antecedentes, quedó en claro que fue un lamentable y triste accidente”, indicó.

Volver

Comentarios