Jueves, 23 de Mayo de 2019
Fue imputado por homicidio tentado

Preso chofer que atropelló a carabinero

Según la fiscalía se trató de un acto intencional, por cuanto el imputado había frenado y, luego, aceleró la camioneta, a sabiendas que tenía al frente a un funcionario uniformado.

Periodista: Hernán Espinoza - Fecha de Edición: 18 de Abril 2019

TALCA.- Por peligro de fuga, atendida la gravedad del delito por el cual fue formalizado y la existencia de condenas previas, por lo cual, no tendría beneficios en caso de ser condenado por el nuevo delito, el Juzgado de Garantía de Talca decretó ayer la prisión preventiva para un conductor que atropelló a un funcionario de Carabineros.

 

Los graves hechos ocurrieron poco antes del mediodía del martes, en la ruta CH-115, frente a la Tenencia de Carabineros de El Sauce. Allí en la pista norte, dos funcionarios policiales realizaban un control de velocidad a los vehículos que viajaban en dirección desde San Clemente a Talca, esto es, hacia el poniente. Para ello, los policías contaban con sus uniformes y equipamiento reflectante obligatorio.

 

El fiscal, Marcelo Albornoz, explicó ayer en audiencia judicial que el chofer de una camioneta, de nombre Héctor Nicolás Herrera Costes-Monroy, primero se detuvo con un frenazo, pero después retomó la marcha, a pesar que tenía un carabinero al frente que le hacía señas para detenerse. Se trataba del cabo segundo, Álvaro Acevedo.

 

EXCESO DE VELOCIDAD

El persecutor dijo que el motivo del control fue porque el imputado conducía a una velocidad cercana a los cien kilómetros por hora, en una vía que tiene el límite de una calle cualquiera, esto es, 60 kilómetros por hora. El resultado fue que el carabinero terminó saltando sobre la parte delantera de la camioneta para evitar ser arrollado.

 

A pesar de ello, el chofer no se detuvo y siguió su camino por cerca de 200 metros, hasta que –finalmente- paró luego otro funcionario uniformado hizo uso de su arma de servicio, disparando para obligarlo a detenerse. Así el carabinero fue auxiliado por gendarmes de la cárcel de mujeres que también ayudaron a retener al conductor.

 

El fiscal aclaró que la víctima sufrió lesiones de tipo leves, ya que nunca se soltó desde la parte delantera de la camioneta. Pero subrayó que el atropello habría sido cometido con intencionalidad, por lo cual, presentó cargos contra el imputado por homicidio simple, en grado de tentado, y exigió la medida cautelar de prisión preventiva.

 

CONDENAS PREVIAS

Para ello, el persecutor subrayó que el detenido registra dos condenas previas, esto es, por violencia intrafamiliar el año 2010 y por conducción en estado de ebriedad, el año 2016. Añadió que, en dicho contexto, la sanción penal podría llegar hasta los cinco años y un día de presidio efectivo, esto es, sin penas sustitutivas.

 

En contraparte, la abogada, Alexandra Acevedo, de la Defensoría Penal Pública, replicó que el caso es un cuasidelito de lesiones porque no habría intencionalidad, añadiendo que el imputado cultiva arándanos y que vive en un sector rural de San Clemente. Añadió que el detenido tiene problemas de motricidad moderada por una enfermedad.

 

El juez, Humberto Paiva, decretó la medida cautelar pedida por el fiscal y envió al imputado a la cárcel de Talca. A su vez, a petición de la defensora, accedió a decretar una fianza económica que fijó en dos millones de pesos, supeditada a otra medida cautelar de arresto domiciliario. El plazo de la investigación se limitó en cuatro meses.

 

Volver