Miércoles, 17 de Octubre de 2018
Indicadores económicos UF: Dólar: Euro:

Calidad del aire

Cielos Nubosos

Sujeto roba millonaria suma en local de máquinas de juegos

Periodista: Diario El Centro - Fecha de Edición: 07 de Febrero 2018

TALCA.- Por los vídeos de las cámaras de seguridad se identificó al presunto autor de un millonario robo, perpetrado el pasado lunes en horas de la mañana, en un local de máquinas de juegos en la calle 1 Sur de Talca.


“Entrega el banano o te daré un balazo”, habría dicho el sujeto a la cajera del local, mientras la apuntaba con un arma. Intimidada, la mujer entregó el bolso donde habían poco más de tres millones de pesos en efectivo. Seguidamente el sujeto huyo del lugar, según dio cuenta la versión de la Fiscalía.
La imagen del sujeto capturada por las cámaras de seguridad lo hizo ser reconocido por otra trabajadora del local -que estaba en el momento de los hechos- como un cliente frecuente en el establecimiento. Pero no solo ella lo reconoció, en otros locales de máquinas también era conocido y esto sería su “talón de Aquiles”.



LA CAPTURA
Cerca de las 21.30 horas, con una vestimenta diferente, el sujeto identificado en las cámaras se dispuso a jugar en otro local de máquinas de la zona. Allí los propietarios -conociendo sobre el responsable del robo de sus “vecinos”- lo reconocieron.
Conocida la ubicación del sujeto, los afectados y otros particulares detuvieron al hombre, en una confusa situación que incluso dejo lesionado al implicado, según testimonió la defensa legal del detenido.



PRIVADO DE LIBERTAD
Ayer martes, el acusado, identificado como Jonathan Arnaldo Soto Tapia (35), fue presentado ante Tribunales para la audiencia preliminar, donde el Ministerio Público lo formalizó por el delito de robo con intimidación.
Expuestos los antecedentes del caso, el magistrado Víctor Rojas decretó prisión preventiva, fijando la investigación del caso en un plazo de 60 días a partir de ayer martes.
La evidencia de las cámaras de seguridad presentadas en la audiencia habría significado un punto relevante para la medida, según destacó la fiscal Carmen Gloria Manríquez.
“El establecimiento comercial tenía cámaras de seguridad que se encontraban dispuesta de tal forma y la calidad de la imagen pudieron permitir finalmente al Tribunal darse cuenta que la persona que se encontraba detenido había sido la misma persona que había sido ingresado al local comercial”, dijo.
La pena para este delito parte desde cinco años y un día, sin embargo, dado los antecedentes judiciales del sujeto que comprenden una condena -cumplida en 2010- por el mismo delito, la pena podría alcanzar incluso diez años, según explicó Manríquez.
Sobre el paradero del arma, la fiscal dijo que no se encontró en posesión del sujeto al momento de ser arrestado. Pero sí la ropa que aparentemente utilizó en horas de la mañana para cometer el atraco.

Volver

Comentarios