Domingo, 18 de Noviembre de 2018
Indicadores económicos UF: Dólar: Euro:

Calidad del aire

Cielos nubosos con lluvia debil
Quedó temporalmente detenido en el hospital

Víctima de disparos en el río era buscado por la justicia

Jonathan Alexis Silva Ortiz tiene pendiente un juicio donde arriesga cinco años y un día por traficar fármacos al interior de la cárcel de Talca

Periodista: Diario El Centro - Fecha de Edición: 16 de Enero 2018

TALCA.- Suma y siguen las secuelas por el violento incidente que se registró en la madrugada del domingo pasado, en el sector de los quinchos para asados, ubicados en el acceso principal al balneario del río Claro, en esta ciudad.
Los hechos tuvieron como víctima a Jonathan Alexis Silva Ortiz, de 24 años. El joven había llegado al lugar a bordo de un automóvil Chevrolet Aveo Sedán, de color blanco y de cuatro puertas. En el lugar, se habría encontrado con sujetos desconocidos que viajaban en una camioneta Hyundai Santa Fe.
Según tetigos, fueron dichas personas quienes le dispararon casi a quemarropa a Silva Ortiz, el cual recibió dos impactos de proyectil balístico, para luego chocar en su auto con un árbol, cuando escapaba de los agresores. Así, fue derivado de urgencia al hospital de Talca.

INVESTIGACIÓN
Luego que personal de la Tercera Comisaría de Carabineros se constituyera en el sitio del suceso, la fiscalía instruyó que la investigación quedara a cargo de la Brigada de Homicidios (BH) de la PDI de Talca. Los detectives comenzaron de inmediato a revisar los antecedentes de la víctima.
Allí surgió la primera sorpresa, cuando se determinó que Silva Ortiz presentaba tres órdenes judiciales pendientes: dos de ellas por audiencias de adecuación de penas; y una tecera proveniente del Tribunal de Juicio Oral en lo Penal de Talca.
En este último caso, existen indicios que, posiblemente, podrían explicar las causas de la agresión, ya que la víctima debe enfrentar una acusación por tráfico de fármacos al interior de la cárcel de Talca, ocurrido en octubre del año 2015, cuando Gendarmería lo sorprendió con 42 unidades de Clonazepam mientras cumplía otra condena.

DETENCIÓN
Por estos hechos, Silva Ortiz arriesga una condena de cinco años y un día de cárcel efectiva. En razón de estas causas pendientes, en especial el juicio por tráfico, el fiscal jefe de Talca, Héctor de la Fuente, solicitó la ampliación judicial de la detención del imputado.
Así, la víctima del baleo quedó temporalmente retenido en el hospital de Talca, bajo vigilancia de Gendarmería, hasta que hoy se resuelva su situación legal en el Juzgado de Garantía de Talca. Ello en razón del prontuario delictual que registra el detenido.
La propia acusación del juicio oral pendiente, señala que Silva Ortiz sería reincidente en causas de tráfico y que, además, el caso está agravado porque ocurrió al interior de un recinto penal. El juicio estaba programado para marzo pasado, por lo cual, el imputado está declarado rebelde.

Hernán Espinoza

Volver

Comentarios