Lunes, 18 de Diciembre de 2017
Indicadores económicos UF: Dólar: Euro:

Calidad del aire

Intervalos Nubosos
Imputado arriesga más de 10 años de cárcel por dos graves delitos

Culpable líder de banda narco que pagaba coimas a un funcionario de Carabinerros

Caso criminal estalló en octubre del año pasado, cuando el OS-7 de Carabineros desbarató el grupo de traficantes y detuvo a seis imputados, entre ellos, un sargento segundo de la Tenencia Carlos Trupp y dos funcionarios de la Municipalidad de Talca

Periodista: Diario El Centro - Fecha de Edición: 03 de Septiembre 2017

TALCA.- Con un rotundo veredicto unánime de culpabilidad decretado por los jueces de la primera sala del Tribunal Oral de Talca, se puso final a un bullado caso criminal donde se mezclaron delitos de tráfico de drogas y cohecho a funcionarios públicos, con la participación de seis imputados que formaban una organización delictual.

La investigación comenzó el año 2015 y concluyó en octubre del 2016, a cargo de la sección antidrogas OS-7 de Carabineros de Talca, en coordinación con el fiscal especializado en investigar delitos de tráfico de drogas y crimen organizado, Francisco Soto. Para ello, se realizaron seguimientos policiales e interceptaciones telefónicas.

Así el OS-7 entregó a la justicia a seis imputados, entre ellos, al sargento segundo de Carabineros, Miguel Ángel Mardones       Caamaño, quien por largo tiempo se desempeñó en la Tenencia Carlos Trupp de Talca. Dicha persona, según estableció la investigación, aceptó recibir coimas a cambio de no fiscalizar una medida cautelar.

 

PAGOS CON MATERIALES

Por estos hechos, Mardones Caamaño fue dado de baja por la Séptima Zona Maule de Carabineros y, tras finalizar la investigación, al igual que otros tres imputados, decidió aceptar su responsabilidad y fue sancionado  en un juicio abreviado. No ocurrió lo mismo con dos coimputados, entre ellos, quien era sindicado como jefe del grupo narco.

Se trata de Víctor Ricardo Díaz Aguilera, el cual trabajaba en el denominado “cuartel urbano” de la Municipalidad de Talca, por lo cual, tenía acceso a materiales de construcción que se almacenan en dicho recinto  público. Pero además, esta persona era justamente quien debía cumplir medidas cautelares ante la Tenencia Carlos Trupp de Talca.

Para ello, con ayuda de otro funcionario de la municipalidad que también fue condenado en juicio abreviado, Víctor Díaz le entregaba materiales de construcción al sargento segundo de Carabineros. En forma paralela, Díaz viajaba constantemente a Santiago para trasladar cargamentos de drogas para su venta y distribución en Talca.

 

AGRAVANTE DE

REINCIDENCIA

En estas labores, Díaz contaba con el apoyo de dos “soldados” del grupo narco que tienen parentesco de hermanos, uno de ellos, de nombre Piero Yovani Atencio Valenzuela. Ambos, Díaz y Atencio, fueron quienes llegaron a juicio oral, acusado el primero por tráfico de drogas y cohecho, y el segundo por tráfico de drogas y porte ilegal de armas.

En su veredicto, tras dos días de juicio, el tribunal declaró culpable a Víctor Díaz por ambos delitos, mientras que Atencio Valenzuela fue condenado sólo por tráfico de drogas. Ello luego de establecer que en el último de sus viajes a Santiago, ambos imputados fueron sorprendidos por el OS-7 transportando un cargamento de clorhidrato de cocaína.

Para Víctor Díaz, el fiscal Soto exigió dos penas: 10 años y un día de cárcel por tráfico de drogas, con la agravante de reincidencia delictual; y otros 818 días por el delito de cohecho. Por su parte, Atencio  Valenzuela arriesga tres años y un día de presidio menor por tráfico de drogas. La sentencia se anunciará el miércoles de la próxima semana.

 

Hernán Espinoza

  Decomiso de

drogas

En términos prácticos, el OS-7 de Carabineros detuvo primero a Díaz Aguilera cuando viajaba desde Santiago a Talca, acompañado por Arnoldo Atencio Valenzuela, quienes transportaban dos cargamentos de 250 gramos de clorhidrato de cocaína y otros 250 gramos de marihuana paraguaya prensada, lista para su dosificación.

A ello se añadió la incautación de materiales de construcción de propiedad de la Municipalidad de Talca que estaban en manos del carabinero. En total, se allanaron seis inmuebles, incluyendo dos bodegas municipales y la Tenencia Carlos Trupp de Carabineros, donde se retiraron los libros de registros de medidas cautelares.

  Información falsa

El fiscal sostuvo que Díaz Aguilera utilizaba “soldados” que enviaba cada semana a Santiago para comprar cargamentos de drogas que luego vendían en los recintos municipales. Se trata de los hermanos, Franco Arnoldo y Piero Yovani Atencio Valenzuela, así como la conviviente de éste último, Mary Luz Valenzuela Faúndez.

“También se tomó conocimiento, con las interceptaciones telefónicas, que el funcionario de la Tenencia Carlos Trupp de Carabineros de Talca, Miguel Mardones Caamaño, habría tenido un contacto y relación de amistad con Díaz Aguilera, por lo cual, informaba falsamente el cumplimiento de arrestos domiciliarios”, dijo.

Francisco Soto destacó que no se trataba solo de favores, sino que Díaz Aguilera pagaba sobornos a Mardones Caamaño, consistentes en “materiales de construcción que eran sustraídos desde las bodegas municipales y que el carabinero destinaba a sus fines personales, con el conocimiento de Pincheira Ortega”.

 

Volver

Comentarios