Miércoles, 19 de Septiembre de 2018
Indicadores económicos UF: Dólar: Euro:

Calidad del aire

Cielos nubosos con chubascos tormentosos

Opinión

Cristo un modelo único de integridad y honestidad

Sergio Rodríguez Varela

Consejo de Pastores

En mi anterior columna, me réferi a la gran necesidad de integridad que adolecen la gran mayoría de los que ejercen liderazgo. La corrupción y la falta de honestidad, está en todas las áreas de la sociedad. La falta de integridad y honestidad en el liderazgo ya sea político, religioso o institucional ha llevado a una manifestación nunca vista de la corrupción y muy en especial en la clase política de latino américa, para ello basta mirar como expresidentes de naciones están siendo cuestionados, acusados y juzgados por la justicia en sus respectivos países.
La palabra integridad deriva del adjetivo integer, que significa intacto, entero, no tocado o no alcanzado por un mal. Las raíces de este adjetivo, se compone del vocablo in-que significa no, y otro término de la misma raíz del verbo tangere, que significa tocar o alcanzar, por lo tanto, la integridad es la pureza original y sin contacto o contaminación con un mal o un daño, ya sea físico o moral. Y en el mundo de las Matemáticas, este término (integer) tiene relación a un número entero, comparado con una fracción. Por lo que “Integridad” implica que un individuo es una persona entera y no fraccionada, en donde a veces es honrado, mientras que en otras ocasiones es un corrupto y/o deshonesto. Lo anterior tienen grandes implicaciones en el mundo del liderazgo cualquiera sea su área y muy en especial en el político y en el religioso. En estas dos áreas, la integridad y honestidad debe ser a toda prueba.
Jesús, el Hijo de Dios, en su aspecto humano (encarnación) vivió en plena armonía y en obediencia a su Padre y a sus principios Juan 5:19 “… De cierto, de cierto os digo: No puede el Hijo hacer nada por sí mismo, sino lo que ve hacer al Padre; porque todo lo que el Padre hace, también lo hace el Hijo igualmente”. Él fue un ser integro y honesto, su coherencia era evidente que tenía relación directa con sus creencias, predicación, y manera de actuar. Su vida ejemplar era contraria al doblez o hipocresía, de los círculos religiosos, no solo de su época sino con los actuales de los que ejercen liderazgo, Marcos 12:14 nos declara que vinieron los fariseos y le dijeron: “maestro, sabemos que eres hombre veraz, y que no te cuidas de nadie; porque no miras la apariencia de los hombres”. La afirmación de ellos, era justa, no obstante tras de sus halagos ellos escondían otras intenciones, más Cristo no se dejó llevar por sus apariencias, él sabía que en su interior estaban llenos de hipocresía.
¿Cuál es la razón del porque en la actualidad se evidencia una mayor corrupción? En este aspecto me atrevo decir que es la falta de valentía y convicción de los valores en que se han forjado las últimas generaciones. C.S. Lewis en su libro La abolición del hombre, nos dice: “Formamos hombres sin pecho, y esperamos de ellos virtud y arrojo. Nos burlamos del honor, y después nos sorprende descubrir traidores entre nosotros. Castramos, y esperamos Fertilidad”. Cristo es el único modelo de Integridad y Honestidad, Él no titubeo en perder seguidores, el llamo a las multitudes que le seguían a tomar su Cruz cada día y seguirle, (La cruz símbolo de muerte). Hoy una gran masa de líderes cobardemente prefieren mentirle a sus seguidores, prefieren pisotear sus propios valores, para ellos lo importante es mantenerse en el lugar de privilegio sin importar el precio. Oh. Dios líbranos del flagelo de la corrupción y danos líderes conforme a tu palabra. Amen.

Volver a opinión

Comentarios