Sábado, 23 de Septiembre de 2017
Indicadores económicos UF: Dólar: Euro:

Calidad del aire

Intervalos Nubosos

Opinión

Educación inclusiva y de calidad

Pablo Meza

Intendente Región del Maule

Hace algunos días estuvimos en el sector Las Corrientes de Constitución iniciando su año escolar. Un sector devastado por los incendios forestales, que no sólo arrasó con viviendas, sino también con equipamiento como fue la Escuela Las Corrientes. Alrededor de un centenar de niñas y niños se quedaron sin su establecimiento educacional. Para muchos es “sólo una escuela”, pero para estas familias la escuela era parte de su vida cotidiana, donde los niños se educaban y compartían actividades recreativas, pero también donde las mamás se reunían cotidianamente para compartir y apoyarse mutuamente. Era como un gran hogar.

Cuando recorrimos los distintos sectores durante los primeros días tras el incendio, era difícil imaginarse cómo íbamos a reconstruir de manera eficiente y rápida; pero el compromiso de este gobierno junto al apoyo del sector privado y la tenacidad de la Directora Ingrid Rojas, la escuela se reconstruyó en tiempo record y las niñas y niños iniciaron su año escolar junto con todos los demás estudiantes del país. Con ello, demostramos que la calidad de la educación es también garantizar el inicio de clases en las zonas donde hubo emergencia.

La reforma educacional de la Presidenta Michelle Bachelet tiene el objetivo de garantizar una educación de calidad, que genere aprendizajes y oportunidades para todas y todos los estudiantes y sus familias. Esta reforma no parte de cero, se construye sobre lo que ya ha logrado el país en las últimas décadas y que durante esta administración se ha fortalecido. Hemos empeñado nuestras convicciones, nuestros esfuerzos y nuestra responsabilidad en concretarla, y hemos cumplido. Pero la reforma es un proceso, que requiere de más compromiso, estableciendo nuevas metas y estándares de calidad de la educación que la mejorarán sustancialmente en los próximos años. Por lo tanto seguiremos avanzando, generando nuevas oportunidades para las y los estudiantes; pero también para todo el equipo docente, sin el cual, esto no sería posible.

Como no estar orgulloso, al ver que la gratuidad hoy es una realidad y miles de jóvenes hoy sí pueden entrar a estudiar una carrera profesional o técnica. Además con la Ley de Inclusión Escolar se regula la admisión de los estudiantes, se elimina el financiamiento compartido y se prohíbe el lucro en los establecimientos educacionales que reciben aportes del Estado. Así, las familias hoy pueden elegir dónde estudiarán sus hijos e hijas sin depender de su capacidad económica, ya que el Estado aportará los recursos necesarios para reemplazar gradualmente la mensualidad que pagaban.

Con todo ello, la educación seguirá siendo parte de nuestras prioridades, porque tengo la convicción que nuestro país y región puede aspirar a más y las chilenas y chilenos merecemos más.

Volver a opinión

Comentarios