Esperanza en un mundo de sufrimientos

18 Marzo   600   Opinión   SERGIO RODRIGUEZ VARELA
Columnista Diario El Centro SERGIO RODRIGUEZ VARELA
SERGIO RODRIGUEZ VARELA

Consejo de Pastores.

Impactantes han sido las ultimas noticias de los hechos de muertes violentas en el mundo, es así como el uno marzo del año en curso, se produjeron 29 muertos y 80 heridos en un ataque terrorista, para lo cual utilizaron un camión bomba en Somalia; luego en Brasil donde el 13 de marzo en un tiroteo ocho personas perdieron la vida, entre ellos, cinco estudiantes, debido a un ataque a una escuela de Sao Paulo; y recientemente al menos 49 personas dejaron de existir, debido a un ataque terrorista a dos mezquitas de Nueva Zelanda. Estas impactantes noticias que se acentúan cada día, nos dejan atónitos y para el no creyente en Dios, significa un mundo sin esperanzas y lleno de sufrimientos.
Lo anterior, sin duda, refleja el nivel de violencia al que ha llegado el ser humano, ¿Que motiva esto? Las motivaciones pueden ser infinitas, ya que vivimos en una sociedad compleja de hostilidades. Por un lado, un cegado fanatismo religioso; y por el otro, venganza respecto al sistema. Depende de que óptica se le mire, no obstante, a la luz de la Biblia, lo anterior refleja un mundo sin Dios que va camino a un caos rotundo. En nuestro actual mundo en que vivimos, debemos sumar el sufrimiento de los cientos de miles de niños abandonados a su suerte y el hambre, por falta de alimentos, en diferentes partes del globo terráqueo. La ONU, el 11/09/2018, advierte que el hambre en el mundo sigue aumentando, con 821 millones de personas en la actualidad padecen de este flagelo y más de 150 millones de niños con retraso del crecimiento. Sin duda, es un caos horrible y que debe llevarnos a una profunda reflexión.
Otros de los muchos males que se sufre y causan sufrimiento en la humanidad, son las enfermedades como el cáncer, el sida, la malaria y la tuberculosis, en fin, tantas otras que son difíciles por no decir imposible para la ciencia medica alcanzar la solución o sanidad para quienes las padecen. Desde esta perspectiva, nuestro mundo es un mundo de sufrimientos de angustias y pesares, en el que cada día, humanamente se ve difícil de encontrar la solución.
Ante el sufrimiento que se presenta en el mundo, son muchos los que culpan a Dios, pero debemos entender que Dios, nuestro creador, nunca quiso sufrimiento, no, definitivamente no. Él creó un paraíso para el hombre, para que lo disfrutara, lo subyugara y se multiplicara. No obstante, engañado por Satanás (enemigo de Dios y de nuestras almas) usurpó y robó al hombre lo que Dios le había otorgado. Así lo describe Cristo (Juan 10:10 El ladrón no viene sino para hurtar y matar y destruir…).
Nuestro Señor también nos advirtió que tendríamos aflicciones, pero a pesar de ello, dijo que mantuviéramos la confianza en él (Juan 16:33). “Más déjeme decirle, el sufrimiento que hoy vemos, está próximo a terminar, la tristeza podrá durar toda la noche, más con el clarear de la mañana, viene la alegría” (Salmo 30:5). Así disfrutarán todos aquellos que han aceptado a Jesucristo como su Señor y salvador de sus vidas, usted también puede ser uno de ellos, El Señor te espera. Dios te Bendiga. Amén.