Martes, 18 de Septiembre de 2018
Indicadores económicos UF: Dólar: Euro:

Calidad del aire

Cielos nubosos con chubascos tormentosos

Opinión

Logia “Ciencia y Virtud”

Jorge Navarrete

Académico U. de Talca

Hoy nace una nueva Logia en la Masonería universal, más precisamente aquí en Chile, en nuestra región del Maule, en el Valle de Talca.
Ello ha sido fruto del trabajo y la constancia de decididos librepensadores y fraternales hermanos francmasones que han tomado la decisión fundamental de aproximarnos, desde la reflexión serena y con propuestas consubstanciadas de ciencia y filosofía, a la Verdad Buscada y a una práctica axiológica renovada en ésta querida región tan marcada de ruralidad pero crecientemente de posmodernidad.
Es en este sentido es una logia innovadora que, premunidos de los estructurales avances científicos-tecnológicos, y conscientes de la necesidad de una ética laica coherente con el quehacer de los seres humanos y probablemente post humanos en este complejo mundo del siglo XXI, se reunirá a mediodía para trabajar en el perfeccionamiento axiológico individual de cada hermano, en pos de contribuir a una sociedad maulina Justa y Perfecta.
Dicho en otras palabras, lo esotérico que también importa no será el foco principal de estudio en esta nueva Logia, será la ciencia, el arte de filosofar y de convivir en fraternidad para practicar la virtud.
Ello no será en una burbuja. Será en la sociedad concreta, pues se aspira a desarrollar una logia forjadora de líderes francmasones, reconocidos por su sólida formación filosófica, científica y praxis consecuente que contribuya al desarrollo de la Orden Masónica en el Maule, y del millón de maulinos que día a día brega por un futuro más integrador, redimido de dogmas y prejuicios que dificultan la cohesión social, y donde cada maulino y maulina sienta libremente que es arquitecto de su propio destino individual, familiar y de su comunidad local y regional.
Es una logia rica en diversidad, constituida por albañiles libres provenientes del mundo académico universitario, líderes sociales, profesionales del ámbito edilicio, emprendedores, filántropos, inmigrantes nacionalizados, magistrados, ingenieros, técnicos, químicos, auditores y abogados.
Hoy, como toda familia unida por el amor fraternal, se reúne toda la estirpe masónica maulina -y también de otros valles- para compartir y celebrar la hermosa eclosión de una nueva vida, fecunda en potencialidad y perspectiva constructora: una Logia.
Ella tendrá el nombre de “Ciencia y Virtud”, y el número 239 durante toda su vida, uniéndose así a las ya centenarias Logias de Curicó, Talca, Linares, y de tantos valles a lo largo y ancho de la Patria que albergan a 13 mil librepensadores que anónimamente trabajan para ser mejores seres humanos y, con sus actos, brindar felicidad a toda la humanidad.
La ceremonia en el Rito Escocés Antiguo y Aceptado será presidida por el Gran Maestro Luis Riveros Cornejo, ex rector de nuestra querida Universidad de Chile, y por el egregio francmasón Isaías Wortsman Berman.
Larga vida a esta nueva Logia que aspira ser genuinamente Justa y Perfecta. Pues, en definitiva, al decir de nuestro sabio hermano W. Goethe, “somos modelados por lo que amamos”.

Volver a opinión

Comentarios